Díganle Miguel, no secretario

Fue la primera conferencia de Miguel Torruco como secretario de Turismo federal, y marcó diferencia en el trato

Edgar Morales / Suite presidencial / Heraldo de México

Ya nos conocemos, somos amigos, no me digas secretario, soy Miguel para ti y para todos. Ese instante, detonó los aplausos. Fue la primera conferencia de prensa de Miguel Torruco, como secretario de turismo federal y así quiso marcar diferencia –por lo menos en el trato– con los 14 funcionarios que le antecedieron en el puesto.

Había entrado tímido a saludar a los medios, Miguel apenas tendió la mano a dos periodistas y al ver el gran número de reporteros, prefirió buscar su lugar en el estrado.

A su derecha el siempre afable subsecretario Humberto Hernández Haddad, y enseguida el diputado Luis Alegre.

A la izquierda de Torruco, el subsecretario Simón Levy e inmediatamente el periodista –orgullo del gremio– Gustavo Armenta.

Quien está al frente de la Sectur, empezó leyendo un discurso –cosa extraña, cuando a Torruco, se le da más la oratoria al vuelo– ahí compartió cifras y datos donde nadie le gana: las perspectivas. Ya trae las del cierre para el presente año: 42 millones 423 mil turistas internacionales, habrán visitado México, con un gasto estimado de 22 mil 307 millones de dólares, es decir, 4.6 por ciento más que el año anterior.

La corbata del amigo Miguel combinaba con los colores de la nueva imagen del gobierno actual que el secretario tenía a sus espaldas.

En su discurso ofreció hasta las predicciones para el siguiente año –ahí los resultados serán parte de sus decisiones– que van desde alcanzar un volumen de 44 millones 884 mil turistas internacionales con un crecimiento de 5.8 por ciento más que 2018. Esto representará una derrama de 23 mil 263 millones de dólares, equivalente a 4.3 por ciento más en este año.

Este es el funcionario que tiene el discurso más parecido al Presidente. Cuando explica, suele usar términos como a fuercitas me canso ganso tengo mi corazoncito y una vez que se relaja, es capaz de bromear para arrancar risas. Son 47 años en el medio que le permiten tutear a la audiencia.

La duda insistente fue la promoción y el destino del CPTM. La respuesta, aunque ya sabíamos el final, era necesaria que Torruco la emitiera.

El CPTM entra en liquidación. El DNR será exclusivo para el Tren Maya, el manejo de la imagen de los diferentes destinos se cubrirá con financiamiento propio del impuesto de los hoteleros.

Habrá difusión internacional directa con el programa Toca Puertas, para ello se buscarán patrocinios.

Lo que había adelantado en esta Suite Presidencial: los Pueblos Mágicos siguen, pero cualquier obra de infraestructura, le corresponderá buscar apoyo al gobernador de cada estado, con el gobierno federal. Todos los detalles del programa se dirán en la próxima reunión que habrá de celebrarse en San Cristóbal de las Casas, Chiapas.

Después de la maratónica sesión de preguntas y respuestas, ya estaba ahí sentado el verdadero Miguel; bonachón, bromista y con las cifras o comparativos para responder a cualquier duda.

¿Te gustó este contenido?




Lo mejor del impreso
OpiniónBueno, malo y feo

Bueno, malo y feo