Contra AMLO, “gobierno de salvación nacional”

El “frente opositor” anunciado el sábado 20 por Alejandra Barrales y Ricardo Anaya no es una ocurrencia fortuita, sino un proyecto diseñado desde hace meses

Gobierno de salvación nacional, le llama Santiago Creel Miranda al amasijo de partidos –PAN, PRD y hasta PRI– que trama una coalición electoral en 2018 para enfrentar a Andrés Manuel López Obrador y de cuyo plan él es uno de los arquitectos principales.

Por eso el frente opositor anunciado el sábado 20 por Alejandra Barrales y Ricardo Anaya, presidentes de PRD y PAN, respectivamente, no es una ocurrencia fortuita, sino un proyecto diseñado en conciábulos hace meses, en los que participan priistas, perredistas y panistas, entre ellos Creel.

Discípulo de Diego Fernández de Cevallos y amigo de Manlio Fabio Beltrones, promotores ambos de los gobiernos de coalición que impulsa también el expresidente Carlos Salinas –enemigos todos de López Obrador–, Creel me confió, en febrero, que el objetivo es articular una amplia coalición pluripartidista que dé lugar a un gobierno fuerte.

Desvanecida toda posibilidad, legal y política, para aprobar la segunda vuelta en la elección presidencial, el recurso para vencer a López Obrador –ya le hemos ganado y le vamos a volver a ganar, se ufana el panista– es la oferta de un gobierno de coalición, que la Constitución ya prevé.

–¿Esta coalición será antes o después de la elección? –le pregunté a Creel.

–¿Cuándo y cómo? Es difícil anticipar las cosas, pero lo tenemos que hacer a como dé lugar.

Las alianzas PAN-PRD han sido electoralmente exitosas a nivel estatal –aunque han dado lugar a gobiernos iguales o peores que los priistas–, pero ahora se pretende que la coalición de 2018 sea federal y que incluya al PRI o a sectores del PRI, como lo reveló el expresidente perredista Jesús Zambrano a El Heraldo de México (http://bit.ly/2qbonvU).

Desde 2015, en cuya elección Morena logró su registro y observó un inusitado crecimiento, hubo alarma en la élite y comenzaron conciábulos para enfrentar a López Obrador: en el domicilio de Fernández de Cevallos, en Lomas de Virreyes, personajes del entorno de Salinas urdieron una candidatura independiente, que se ha frustrado.

Ahora el desasosiego no es sólo por el eventual triunfo de López Obrador en la Presidencia de la República –cuya antesala es la elección del Estado de México–, sino por que Morena gane la mayoría en el Congreso. El antídoto es una amplia coalición que incluya al PRI.

Luis Ernesto Derbez, canciller de Vicente Fox y rector de la Universidad de las Américas, planteó, desde julio de 2016, la alianza PRI-PAN y aun propuso como candidato al expriista Rafael Moreno Valle, exgobernador panista de Puebla: Ya cuenta con una trayectoria como gobernador. Ni Margarita Zavala ni Ricardo Anaya tienen una propuesta sólida.

Un testaferro de Moreno Valle, el también expriista Javier Lozano, advirtió que el PRI es bueno: No pierdan foco: el adversario a vencer y el verdadero peligro para México es López Obrador y Morena, no el PRI.

Sí: El frente opositor es contra López Obrador. Es otro Pacto por México…

 

Columna anterior: Josefina: un fiasco que arrastra a Anaya

¿Te gustó este contenido?




Lo mejor del impreso
OpiniónBolsa de red: El must del verano

Bolsa de red: El must del verano