¿China o Japón?

Quizá la respuesta esté en Japón, con quien tenemos excelentes relaciones diplomáticas y comerciales

Adolfo_Laborde
Adolfo Laborde / La Nao de China / Heraldo de México

Las agendas de China y Japón en México se encuentran en una etapa de redefinición. Además de la intensa carga diplomática de ambos gobiernos a través de sus representaciones diplomáticas, hay desde Beijing y Tokio un interés para posicionar sus intereses nacionales en México en el contexto de la 4ta Transformación por la que atraviesa nuestro país.

He sido testigo de muchos eventos organizados por ambas partes, de ellos he dado cuenta en este espacio, sin embargo, no estoy seguro hasta qué punto nuestro país ha fijado cuáles son los intereses nacionales y cómo estos se adaptan al cambio de modelo anunciado recientemente por el presidente de México Andrés Manuel López Obrador, es decir, el fin de la era neoliberal.

En este escenario, es muy complicado predecir si habrá o no un cambio trascendental en materia de nuestra política comercial hacia el exterior sobre todo cuando estamos a la espera de que se ratifique el T-MEC por los congresos de Canadá, Estados Unidos y México.

Bajo este escenario y considerando los candados que se le impusieron a México en el contexto de la renegociación del T-MEC, el Capítulo 32 del nuevo Tratado, específicamente en lo referente a Exenciones y Provisiones Generales, en su artículo 32.10 estipula que si uno de los tres socios quiere entrar en un Acuerdo Comercial con un país que no practique una economía de mercado, deberá avisar a los socios tres meses antes de iniciar dicha negociación (Laborde y Maldonado, Foreign Affairs Latinoamérica, enero-marzo, 2019), entonces deberíamos preguntarnos ¿qué hacer con China si esta cláusula de nuevo T-MEC lleva nombre y apellido?

Quizá la respuesta esté en el país japonés con quien tenemos excelentes relaciones diplomáticas – comerciales y la famosa cláusula –la píldora envenenada- no aplica dado que Japón es considerado un país con un modelo capitalista o de economía de mercado. Además de ello, no hay que olvidar el profundo déficit comercial que se tiene con China, el cual arrojó los siguientes números para el año 2018: las importaciones provenientes de China alcanzaron un valor de 76,882.20 millones de dólares y las exportaciones mexicanas 6,791.50 millones de dólares.

El saldo favorable es para el gigante asiático con 70,090.70 millones de dólares, de acuerdo con la Secretaría de Economía.

La pregunta que surge ante estas cifras es: ¿Estaremos preparados para aumentar nuestro comercio exterior, con China ya sea a través de un Tratado de Libre Comercio –TLC– o un Acuerdo de Asociación Económica –AAE– y profundizar más aún el déficit comercial con ese país?

Probablemente la respuesta es no. La opción entonces es concentrarnos en Japón como una alternativa, sin embargo, a pesar de que México mantiene con ese país un Acuerdo de Asociación Económica (AAE) donde sobresalen los cupos de ciertos rubros en el mercado japonés y la cooperación internacional desde el año 2005, existe un superávit comercial a favor de los nipones.

Muestra de ello fue el comercio bilateral que para el año 2018 ascendió a un total de 20,357.90 millones de dólares, en donde 16,817.90 mil millones de dólares correspondieron a importaciones y 3,540 millones de dólares a las exportaciones mexicanas. El saldo comercial es desfavorable para México, con un déficit de 13,277.80 millones de dólares (Secretaría de Economía, 2019).

Independientemente de esto y con miras de incrementar las exportaciones mexicanas con un mayor valor agregado al mercado japonés, es necesario impulsar un nuevo modelo de negocios a través de las conversiones México-japonesas que integren una mayor cantidad de empresas binacionales a sus cadenas de valor.

Lo mismo se podría hacer con China siempre y cuando se le dé la vuelta a la cláusula 32.10 del nuevo T-MEC. Mientras eso sucede, Japón sabe que México es una pieza importante en su posicionamiento en América del Norte, América Latina y el Caribe.

*Analista internacionalista

[email protected]

 

¿Te gustó este contenido?