ACCIONES SOSTENIBLES

Aprendizajes sostenibles y Capitalismo Consciente

Tuve el gusto y honor de participar hace unos días en la Junta Anual de Consejeros del Tec de Monterrey

OPINIÓN

·
Francisco Suárez Hernández / Acciones Sostenibles / Opinión El Heraldo de MéxicoCréditos: Especial

Tuve el gusto y honor de participar hace unos días en la Junta Anual de Consejeros del Tec de Monterrey, fue una oportunidad para reconectar de nuevo con Raj Sisodia, que es un líder intelectual mundial y cofundador del movimiento “Capitalismo Consciente”, es un autor prolífico, sus ideas son brillantes, donde gracias a uno de sus coautores Bob Chapman, quien nos platicó de su libro y sobre todo el emprendimiento de vida que ha tenido con la filosofía de, poner siempre en el centro a sus colaboradores.

Es de las mejores maneras de mostrar con el ejemplo lo que ha hecho durante los años. Definitivamente un empresario exitoso y motivador, pero sobre todo mostrando el generar valor económico, social y ambiental de manera simultánea, por lo cual dedicaré esta columna semanal a los puntos que sobresalen en decenas de aprendizajes de Bob.

Bob Chapman, “Liderazgo Verdaderamente Humano”

Director ejecutivo y presidente de Barry-Wehmiller, conglomerado de fabricación industrial con sede en St. Louis, Missouri, fundado en 1885. Cuando Bob heredó la empresa en 1975, tenía 20 millones de dólares en ingresos y un modelo de liderazgo que se ajustaba a los tiempos: rígido, de arriba hacia abajo e impulsado por los resultados financieros y la eficiencia de la producción.

A lo largo de las décadas, Bob implementó una estrategia centrada en las adquisiciones y una cultura que él llama "Liderazgo Verdaderamente Humano". Eso no solo mejoró de manera dramática la satisfacción de los empleados, tanto en el lugar de trabajo como fuera de él, sino que también ayudó a que la empresa creciera aproximadamente $3 mil millones en ingresos.

Durante los años ha cambiado su óptica de ver y tener la empatía de todos los colaboradores. Según Bob “Cuando comienzas a preocuparte genuinamente por las personas, se sienten seguras, valoradas y parte del equipo, comparten dones que ni siquiera sabían que tenían. Pero necesitas ambas cosas.

No se puede construir una cultura solidaria sin antes proporcionar la seguridad de un modelo de negocio sólido”. El modelo de negocio es lo primero, pero la cultura es lo que le permite rendir al máximo de su potencial y uno de los mensajes más poderosos que escuche de Bob fue:

“El mayor acto de caridad es la forma en que tratas a las personas que tienes el privilegio de liderar”

Preocuparte por tu gente

¿Cómo enseñamos a los líderes a preocuparse?

Comienza con algo que parece tan simple y algo que todos inicialmente piensan que hacemos bien.
Escucha: para entender y validar, no para juzgar y argumentar. Es la mayor de todas las habilidades de liderazgo en nuestro negocio, hogar y comunidades.
Si quieres ser un líder solidario, tienes que entender realmente la forma correcta de escuchar.

Escucha empática.

Preguntas clave de Bob ¿Qué tipo de oyente eres? ¿Realmente estás escuchando a las personas que lideras? ¿A las personas en tu vida? ¿Cómo puedes hacerlo mejor?

Según el sistema de Bob de años de aprendizajes, utilizar estas cinco habilidades de escucha puede ayudarte a ser un líder y una persona más empática y solidaria:

1. Comportamiento de atención: Enfoca tu presencia en la otra persona. Compórtate con la otra persona de tal manera que sepa que tiene toda tu atención, ausente de distracciones. Guarda tu teléfono. Haz contacto visual. Tener una postura corporal abierta. Pero lo más importante es estar presente por fuera y por dentro.

2. Agradecimientos: los mensajes verbales y no verbales que le damos a la otra persona son muy importantes. Demostrarles que estamos prestando atención y sintonizando con lo que están expresando. Estamos reconociendo lo que están diciendo.

3. Abridores de puertas: mientras escuchas a la otra persona compartir, puede tener sentido ofrecer una o dos declaraciones que animen a la otra a seguir compartiendo.

4. Silencio: esta habilidad es quizás la más difícil de dominar. Estar callado, no decir nada y acallar la charla en nuestras propias mentes para que podamos captar todo lo que el otro está expresando. Despeja tu mente, trata de no pensar en lo siguiente que debes decir. Absorbe lo que la otra persona está diciendo.

5. Respuesta reflexiva: es la única prueba que tiene la otra persona de que realmente estábamos escuchando. Demuéstrale a la persona que habla que entiendes y repite la esencia del mensaje del hablante. Así como he hablado de ciudadanos solidarios sostenibles requerimos integrar ser más líderes solidarios.

Escuchar

Quizás podrías estar pensando que me enfoqué en el atributo más sencillo de aplicar como es escuchar, pero estamos en medio de una crisis de bombardeo de información, distractores, exceso de tecnología en algunos momentos, que es vital simplemente para pensar estar enfocado.

Ahora el reto es realmente conectar con las personas en términos de tiempo, espacio, pero sobre todo la calidad de tiempo que dedicamos y tengamos en mente que requerimos desde todas las trincheras, más:

¡¡¡Líderes solidarios sostenibles!!!

Por: Dr. Francisco Suárez Hernández

Director de Asuntos Públicos y Relaciones Estratégicas FEMSA y Asuntos Corporativos Negocios Estratégicos y División Salud. Ex Presidente del Consejo del World Environment Center.
Correo electrónico: francisco.suarezh@gmail.com

MAAZ