COLUMNA INVITADA

Hit inicial vs adicciones

Las adicciones se asocian con la violencia en el país, con la disputa en la venta entre grupos rivales, el control del mercado, los enfrentamientos con fuerzas de seguridad pública y nacional

OPINIÓN

·
Salvador Guerrero Chiprés/ Colaborador/ Opinión El Heraldo de MéxicoCréditos: Especial

Con la cúpula del sector empresarial y con la dirigencia del sector de la comunicación, el gobierno federal inició un compromiso para detener la creciente conexión entre juventudes en riesgo, consumo de drogas y presencia de narcomenudeo que en varias entidades genera los mayores índices de homicidio doloso; en el 70 por ciento de los casos, relacionados con delincuencia organizada.

Muy en serio y luego entre broma y broma, el presidente Andrés Manuel López Obrador comprometió al presidente de la Cámara Nacional de la Industria de la Radio y la Televisión, José Antonio García Herrera, y al nuevo presidente del Consejo de la Comunicación, Francisco Casanueva Pérez, a una campaña para combatir las adicciones en un contexto de actualizadas alertas globales contra la presencia de miles en el continente.

En la conferencia mañanera del jueves, el mandatario encabezó como anfitrión y fue testigo del cambio de estafeta en el organismo que desde hace 60 años es “La voz de las empresas” y trabaja en favor de causas sociales y en beneficio de niñas, niños y adolescentes.

El presidente saliente del Consejo, José Carlos Azcárraga Andrade, puso en el centro del diamante el tema y el sucesor, Casanueva Pérez, tomó la bola y lanzó. AMLO dispuso de la misma con un batazo comprometedor: que gobierno y empresas se hagan cargo.

En una de las sillas del salón Guillermo Prieto del Palacio Nacional —donde todas las mañanas se realiza este ejercicio de comunicación— aprecié cómo López Obrador bateó de hit. 

Reafirmó el compromiso del gobierno con los empresarios para enfrentar el consumo de drogas, estrechamente relacionado con temas de seguridad. Antes, el Mandatario mostró indicadores macroeconómicos de paridad, inflación, deuda pública y reactivación del empleo positivos, mientras la oposición pinta un panorama sombrío sin sustento y que no es compartido, precisamente, por los representantes empresariales ahí reunidos.

De acuerdo con la más reciente Encuesta Nacional de Consumo de Drogas, Alcohol y Tabaco 2016-2017, entre la población general de 12 a 65 años el consumo de cualquier droga fue de 2.9 por ciento. En el estudio anterior, de 2011, había sido el 1.8 por ciento. El uso de drogas ilegales tuvo una prevalencia de 2.7 por ciento, y entre adolescentes de 12 a 17 años pasó de 1.5 a 2.9 por ciento. 

Las adicciones se asocian con la violencia en el país, con la disputa en la venta entre grupos rivales, el control del mercado, los enfrentamientos con fuerzas de seguridad pública y nacional, así como el trasiego a otros países, fundamentalmente a Estados Unidos.

Los problemas fueron asumidos por los empresarios presentes —entre ellos Francisco Cervantes, presidente del Consejo Coordinador Empresarial; José Antonio Abugaber, de la Concamin, y José de Jesús Rodríguez, de la Canaco—; todos ellos aliados también del Consejo Ciudadano para la Seguridad y Justicia de la Ciudad de México que gobierna Claudia Sheinbaum.

Los empresarios lanzaron la bola y el Presidente la puso de hit inicial contra las adicciones.

Salvador Guerrero Chiprés

COLABORADOR

@guerrerochipres

MAAZ