RECUERDOS DE JOSÉ SULAIMÁN...

Noche de graduaciones

Mientras estaba en la graduación de mi hija no pude evitar tener mi celular discretamente colocado frente a mí, para ver la pelea estelar de la función realizada en Phoenix, Arizona, entre David Bandera Roja Benavidez y David Lemieux

OPINIÓN

·
Mauricio Sulaimán / Recuerdos de José Sulaimán... / Opinión El Heraldo de México

El último sábado fue un día lleno de emociones.

Lo inicié al asistir a casa de un amigo Luis Menéndez, quien es un aficionado al boxeo como pocos he visto. Creó un club llamado La Legión, y consiste en amigos que comparten el amor por nuestro deporte, y todos los sábados se reúnen temprano para entrenar y después se van a desayunar.

Es común ver a campeones entrenando a este maravilloso grupo como: Carlos Zárate, Isaac Pitbull Cruz, entre otros, pero el que siempre está presente es César Bazán. Asistí con mi hijo Mauricio, y nos acompañó José Luis Bueno para pasar una mañana llena de boxeo, diversión y risas, entre los asistentes.

Más tarde tuve una reunión con mi querido Pepe Gómez, promotor de boxeo de Cancún, y me platicó sus planes e, inclusive, estamos contemplando realizar la Convención de este 2022 en el paradisiaco sitio de la Riviera Maya.

Pepe, desde 2005, que fue cuando conoció a mi papá, ha logrado llevar eventos memorables que han escrito con letras de oro varias páginas de la historia de nuestro querido Consejo Mundial de Boxeo (CMB) a Cancún, y otros destinos de Quintana Roo.

Cuando el huracán Wilma destruyó Cancún, mi papá José Sulaimán, decidió llevar la gala Noche de Campeones para demostrar al mundo que Cancún estaba de pie. Pepe Gómez fue pieza importante para lograr esa celebración que duró tres días y reunió ¡a 98 campeones del mundo!

Como Lennox Lewis, Ken Norton, Evander Holyfield, Floyd Mayweather Jr., Julio César Chávez, Roberto Durán, José Mantequilla Nápoles, Raúl Ratón Macías, Laila Ali, en fin, grandes campeones disfrutaron la función de boxeo ante un lleno en la plaza de toros; Jorge Travieso Arce y Jackie Nava defendieron sus títulos WBC en una gran función. Hubo también un torneo de golf, desfile en autos convertibles por la ciudad, firma de autógrafos en Tulum, con la presencia del ahora gobernador del estado, Carlos Joaquín González, quien era presidente municipal en ese entonces, así como noche de talentos y la gran gala de premiación a lo mejor del boxeo en Xcaret.

También esta ciudad de Quintana Roo ha celebrado los siguientes eventos con la anfitriona de Pepe Gómez y Cancún Boxing:

- Primera y única pelea de campeonato mundial de peso completo en México entre Samuel Peter vs. Oleg Maskaev, el 8 de marzo de 2008.

- Segundo Congreso Mundial de Médicos de boxeo, en 2009.

- 48º Convención anual del WBC, en 2010.

- 50º Convención anual del WBC, en 2012, donde se coronó a Muhammad Ali como El Rey del Boxeo.

- 57º Convención anual del WBC, en 2019.

- Apertura de la Arena Oasis, la cual ha albergado grandes funciones de boxeo durante los últimos 10 años.

- La copromoción de funciones, con la mayoría de los grandes promotores de boxeo mundial como Don King, Akihiko Honda, Lou DiBella, Tom Loeffler, Fernando Beltrán, Oswaldo Küchle y Art Pellulo...

La ciudad de Cancún ha sido sede de la Convención Anual y de la Noche de Campeones del CMB.(Créditos: Especial)

Por la noche asistí a la graduación de preparatoria de mi hija Valeria. Fue un evento muy emotivo al ver la alegría y lágrimas de esas 58 chicas, quienes iniciaron sus estudios siendo niñas, y hoy, ya siendo todas unas señoritas, lograron culminar esta etapa de su vida. Una generación marcada por la pandemia que tuvo que ajustarse a los retos de estudio en línea, incertidumbre, encierro y regreso a clases presenciales. Aprovecho para reconocer a todos quienes dedican su vida a enseñar como maestras, profesores, tutores, asistentes, directores, en fin, todos quienes nos han formado a todos a través de los años, y que ven pasar generación tras generación, abriendo sus alas para volar con libertad en búsqueda del destino, utilizando las herramientas que nos inculcaron en el estudio. Ver a mi hija realizarse y a sus amigas y todas las familias celebrando este enorme paso, que lamentablemente damos por hecho sin darle su valor hasta que se da este día de graduación. Ahora cada una tomará su camino, algunas mantendrán amistad y seguirán 

frecuentándose, muchas otras jamás se volverán a ver, pero el recuerdo de estos años maravillosos se mantendrá vivo en sus mentes, y sobre todo, en sus corazones. Gracias Vale, por ser una estudiante dedicada, por ser una amiga querida por todas, y por ser la hija más maravillosa del mundo.

Mientras estaba en la graduación de mi hija no pude evitar tener mi celular discretamente colocado frente a mí, para ver la pelea estelar de la función realizada en Phoenix, Arizona, entre David Bandera Roja Benavidez y David Lemieux, por el campeonato mundial interino de peso supermedio del WBC. Benavidez lució en grande y noqueó al duro rival canadiense Lemieux en el tercer round. Bandera Roja se coronó por tercera ocasión campeón WBC de esa división, y considero que esa noche fue su graduación en el boxeo mundial. Es ya toda una realidad, y se colocó entre las listas de los mejores campeones de la actualidad.

Este joven es un verdadero ejemplo de resiliencia. Conquistó el campeonato mundial a los 19 años, y ganó el Récord Guinness como el más joven en la historia en obtener el título de esa división.

Con el campeonato llegó la fama y el dinero, acompañado de los placeres y las tentaciones. Cometió un error y perdió su campeonato al fallar al reglamento WBC, tras salir positivo en una prueba de sustancias prohibidas. Para cualquier otro hubiera sido el fin, pero no para David. Se puso en manos de expertos en el tema de adicciones, se cambió de casa y se fue muy lejos a otro estado; recibió ayuda psicológica y estuvo siempre cerca del WBC, quien monitoreó todo este proceso hasta otorgarle la segunda oportunidad para pelear por el título, ganando por nocaut al ex campeón mundial Anthony Dirrell. Llegó la pandemia y le tocó defender su campeonato en condiciones nunca antes experimentadas al tener que meterse a La Burbuja, estar aislado en un hotel durante una semana, sin poder salir del cuarto, solamente una hora para bajar al gimnasio, el cual era muy limitado sin equipamiento de boxeo, sin poder salir a correr y con una alimentación muy diferente a la que un boxeador se somete la semana de la pelea, sin sauna o vapor.

David Benavidez volvió a meterse en la élite del pugilismo mundial, tras su último triunfo. (Créditos: Especial)

David no dio el peso y perdió el título en la báscula. 

Ese campeonato lo ganó Saúl Canelo Álvarez, en diciembre de 2020, y unificó la división, en 2021.

Canelo presentó una petición al WBC para pelear arriba de la división, la cual fue otorgada, y fue así que se ordenó una pelea por el título interino para mantener actividad en la división.

Hoy David Benavidez es ya campeón mundial WBC por tercera ocasión. Un verdadero orgullo para el CMB, y un ejemplo de cómo el amor de su padre y su familia, y la inspiración que su pequeño hijo y esposa, le brinda la motivación para salir adelante y ser todo un monarca.

Felicidades a Sampson Lewkowicz, su promotor, quien lo descubrió desde muy pequeño y siempre creyó en él, y lo ha apoyado en las buenas pero, sobre todo, y con más pasión en las malas.

¿Sabías que…?

Hablando de graduaciones, hay que destacar lo que el joven prospecto, el boxeador invicto David Rey Picasso, está haciendo con su vida. Además de ser pugilista profesional, clasificado dentro de los primeros 10 del mundo; está estudiando dos carreras en la UNAM. Un ejemplo a seguir por todos en el deporte, y en la vida en general.

Anécdota de hoy

Sampson Lewkowicz llegó a México para presentar al nuevo campeón mundial David Benavidez y su padre en el tradicional Martes de Café, la reunión semanal que el WBC tiene con los medios de comunicación. Cuando fueron anunciados, yo pensé que eran hermanos, pues don José Benavidez luce muy joven. Al hacer entrega oficial del cinturón a David, pedimos que pasara al frente también su papá, quien no pudo aguantar y soltó lágrimas de emoción diciendo: 
“Yo veía la televisión y siempre soñé con llevar a alguno de mis hijos a ganar ese hermoso cinturón verde, y poder estar junto a don José Sulaimán. Diosito se lo llevó, pero mi sueño se ha convertido en realidad, y ahora David es campeón mundial, y siempre representará a este organismo con dignidad y grandeza”.

POR MAURICIO SULAIMÁN
PRESIDENTE DEL CMB
@WBCMORO

PAL

Sigue leyendo:

Ejemplo dentro y fuera del ring

Ánimo, Saúl, aún puedes dar mucho al boxeo

El poder de la mujer