A FUEGO LENTO

Otro panista en apuros

Autoridades federales investigan a Gerardo Ruiz Mateos, secretario de Economía con Felipe Calderón

OPINIÓN

·
Alfredo González / A Fuego Lento / El Heraldo de México

Secretario de Economía con Felipe Calderón y uno de sus hombres más cercanos, Gerardo Ruiz Mateos es investigado por enriquecimiento inexplicable y operaciones con recursos de procedencia desconocida. 

De acuerdo con información de fuentes gubernamentales, el panista, que también se desempeñó como jefe de la Oficina de la Presidencia, fue denunciado ante la UIF, de Santiago Nieto; el SAT, de Raquel Buenrostro; y la Secretaría de Hacienda, que encabeza Rogelio Ramírez de la O

Tienen conocimiento de que este personaje se dedica, desde hace varios años, a la compra-venta, con dinero en efectivo, de obras de arte de reconocidos artistas, la mayoría pintores. 

En una de las denuncias, piden que se investigue el origen de su fortuna y se verifique si cumple con las obligaciones fiscales. 

Por lo pronto, las autoridades revisan las empresas vinculadas con él y su familia, incluida la compañía HOLDING GEPADIE, SA de CV que constituyó en 2020 y de la cual es accionista mayoritario, según información asentada en el Registro Público. 

También cuentan con el testimonio de una persona a la que Ruiz Mateos, necesitado de liquidez, ofreció una obra de arte, cuyo costo supera los 100 mil dólares

Le dijo que era auténtica; sin embargo, el prospecto no pudo adquirirla porque no había factura para comprobar la compra. 

Este y otros elementos son tomados como referencia para enriquecer la investigación contra Ruiz Mateos, cuyo perfil en redes sociales menciona que, desde junio de 2013, es presidente del Consejo de Administración de Compartec, asentada en San Juan del Río, dedicada a la inyección de plástico. 

También aparece como presidente del Consejo de Administración de Productos Mendoza, un fabricante de armas de aire comprimido y armas de fuego convencionales. Esta y la otra firma, me dijeron, pronto podrían ser intervenidas. 

•••

BOMBAZO EN GUANAJUATO. Además de las felicitaciones y el agasajo que habían preparado colaboradores, socios y familiares, Mario Alberto Hernández, mejor conocido como Don Mario, estaba feliz en su cumpleaños porque le llegó un regalo sorpresa. 

Lo que no sabía el gerente del restaurante Barra 1604 es que el paquete que le entregó un motociclista no era un pastel. Era una bomba que le estalló en las manos, en la entrada de su negocio, arrebatándole la vida a él y a su socio Mauricio Salvador Romero, el domingo por la tarde. 

El ensordecedor estruendo que irrumpió en Salamanca, paralizó a comensales y empleados por unos instantes para después sumirlos en una escena de pánico y terror. 

Seis cuerpos quedaron inertes, regados entre el asfalto y la banqueta. 

Mario y Mauricio murieron instantáneamente. Otras cuatro personas resultaron gravemente heridas. 

La noticia se conoció de inmediato. No era para menos. Hacía mucho tiempo que no se hablaba de bombazos en México

AMLO y el gobernador de Guanajuato, Diego Sinhue, como estribillo, prometieron llegar hasta las últimas consecuencias para dar con los responsables, caiga quien caiga.

Nada nuevo bajo el sol. Lo único es que la violencia está imparable y con una saña poco antes vista. 

Hasta ayer, se desconocía el móvil del ataque. Entre las hipótesis se hablaba de represalias por no cumplir con el pago de piso. 

Pero más allá de eso, se trata de un ataque con un artefacto explosivo, como ocurría en la década de los 80 en Colombia

Peor aún, ocurrió en una entidad que es rehén del crimen organizado y cuyo gobernador no ha podido hacer frente a los índices de violencia a pesar de arrancar su gestión, hace tres años, con altos niveles de aprobación. 

Se ha empeñado en mantener como fiscal general a Carlos Zamarripa, quien lleva 12 años en el cargo y eso, está visto, pronto le cobrará la factura. 

•••

A fuego lento se toma unos días de asueto. Nos leemos el próximo miércoles 29 de septiembre. 

•••

Y como dice el filósofo… Nomeacuerdo: “La astucia es el oscuro santuario de la incapacidad.” 

POR ALFREDO GONZÁLEZ CASTRO
ALFREDO.GONZALEZ@ELHERALDODEMEXICO.COM
@ALFREDOLEZ

CAR