RECUERDOS DE JOSÉ SULAIMÁN

Q&Q, sistema de jueces en el WBC

Estamos iniciando el proceso de implementación a nivel global, por lo que acá te contamos cómo funciona

OPINIÓN

·
Mauricio Sulaimán / Recuerdos de José Sulaimán / Opinión El Heraldo de México

El Consejo Mundial de Boxeo trabaja constantemente para mejorar las condiciones del boxeo en todos los ámbitos de este gran deporte. Principalmente en cuestiones médicas y de salud de los combatientes, pero también ha sido responsable de implementar una gran cantidad de cambios e innovaciones en temas técnicos y reglamentarios.

Reducir de 15 a 12 rounds las peleas de campeonato mundial, de 12 a 10 episodios los combates de títulos filiales; incorporar la cuarta cuerda en los rings, para atender las graves lesiones que los de tres causaban a los peleadores que caían de seco en la más baja; la abolición de los guantes de seis onzas, los protocolos de certificación de guantes, la implementación del uso de electrolitos durante los combates, y una gran cantidad de otras mejoras que, a través de los años, se han logrado bajo el liderazgo de nuestro organismo, con la participación de muchísimos miembros de la comunidad del boxeo mundial.

Sin duda alguna, el desempeño de los oficiales de ring siempre será una cuestión complicada, generadora de controversia y escándalos. En el boxeo hay dos tipos: el réferi, que esta arriba del ring, y su labor es controlar las acciones para que se lleven conforme a las reglas y, sobre todo, cuidar la integridad física de los peleadores, y los jueces, que son tres, colocados en diferentes lados del cuadrilátero, y cuya labor es calificar las acciones y otorgar una puntuación al finalizar cada round, teniendo en sus manos la justicia.

El jueceo ha sufrido cambios atravesados en la historia; inicialmente no había, pues ganaba el peleador que se mantenía de pie hasta que el otro no pudiera seguir; después, era el réferi quien levantaba la mano de quien él consideraba que había ganado. Eventualmente se incorporaron dos jueces y el réferi también calificaba. 

Han existido diferentes sistemas de puntuación: el de un punto otorgado round por round, sin importar que hubieran caídas, donde cada episodio valía sólo un punto; el de 20 unidades y otros más. Tras una larga trayectoria de reuniones para lograr un sistema universal y uniforme, se instituyó el sistema de 10 puntos, donde el ganador del round recibe 10 y el perdedor nueve, ocho, siete y, como mínimo, seis puntos…

Este sistema lleva unos 45 años en funcionamiento. En teoría, debe funcionar de manera exitosa cuando los tres jueces nombrados tienen entrenamiento suficiente para generar un criterio uniforme y “ver” lo mismo en el desempeño de las acciones.

El criterio general para calificar lo ocurrido y determinar el ganador del round es evaluar la cantidad y calidad de los golpes puntuados, la agresión efectiva y la generalidad del ring (control de las acciones).

El boxeo es un deporte honorable y limpio. Los jueces son personas de bien, enamoradas del deporte, pero son seres humanos. Cualquiera puede tener un mal dia en el trabajo; otros quizá no tienen el entrenamiento suficiente para calificar una pelea de alta importancia; algunos más quizá no logran el nivel de concentración absoluta para poder calificar una pelea como debe ser; otros son novatos que van en camino de mejorar; algunos más pudieran estar ya en una etapa de salida, cuando sus mejores años ya pasaron, y también hay que considerar que hay muchos rounds muy difíciles de calificar, que pueden ir hacia cualquier lado.

El WBC ha trabajado intensamente en desarrollar un nuevo concepto para llevar a los jueces al máximo nivel de desempeño, el cual se puede lograr únicamente si se lleva un complejo proceso de entrenamiento teórico, práctico, con medición de desempeño, evaluación y retroalimentación.

El comité de oficiales de ring a cargo de Duane Ford, y con la participación de muchos miembros, como son: David Sutherland, Kevin Scott, Hubert Minn, Barry Lindeman, Oksana Simenishina y muchas manos alrededor del mundo, han trabajado de manera ejemplar para llevar un concepto para poder ser una realidad: el sistema Q&Q (Quantitative and Qualitative) de jueceo cuantitativo y cualitativo.

Básicamente es lograr que los jueces califiquen cada round con un valor numérico, acompañado de un margen de victoria de ese round, teniendo cuatro categorías: C=Cerrado, M=Moderado, D=Decisivo, ED=Extremadamente decisivo.

Noventa y cuatro por ciento de los rounds es calificado 10-9 en el boxeo. Es muy difícil ver que un juez califique 10-10, aun en los episodios muy cerrados y, al final, simplemente escogen algún ganador; también es muy difícil ver que califiquen 10-8 sin haber caída. Entonces, el round es 10-9, sin importar si éste se ganó por un par de golpes sin importancia, o si fue una verdadera paliza. 

El Q&Q está logrando que los jueces maximicen su concentración y mejoren su desempeño. Muchos califican peleas con nuestro sistema remoto (remote scoring), y así, semana tras semana, son sometidos a entrenamiento y evaluación.

El objetivo planteado es que nadie esté a más de dos grados de separación de cualquier otro. Por ejemplo, si un juez califica 10-9 C, y el otro califica 10-9 M está bien, los dos vieron al mismo ganador y uno lo vio cerrado y otro moderado, pero si otro apunta 10-9 D, o sea, decisivo, ya son dos grados de separación y alguno necesita revisar a detalle su desempeño.

Definición clara de los niveles:

CERRADO (10-9): Cuando un boxeador ha ganado el round por un estrecho margen sobre su oponente. Al comparar los golpes asestados, un par de golpes efectivos podrían cambiar la pelea en cualquier dirección.

MODERADO (10-9): Cuando un boxeador ha ganado el episodio por un claro margen sobre su oponente. Al comparar los golpes puntuados, el ganador se adelantó por más de un par de golpes efectivos asestados, y no podría haber cambiado sin un impacto significativo.

DECISIVO (10-9): Cuando un boxeador ha ganado por un amplio margen de victoria sobre su oponente. Al comparar los golpes de puntuación, el ganador del round ha ganado de manera convincente.

DECISIVO EXTREMO (10-8): Cuando un boxeador ha ganado el episodio por dominio total y superó significativamente a su oponente. El ganador dominó e hizo tambalear al otro de manera extrema.

Estamos iniciando el proceso de implementación de este sistema a nivel global; tendremos la natural resistencia al cambio, pero, seguramente, al menos dentro de la actividad del WBC, será el nuevo standard de jueceo.

El Consejo Mundial de Boxeo busca estar siempre a la vanguardia para beneficio de este deporte.

¿SABÍAS QUE…?

Uno de los mejores jueces de la historia, además de México, fue José Juan Guerra (QEPD), de Monterrey, y fue uno de los que actuó en Zaire en la pelea Ali vs. Foreman, en 1974. 

También estuvo en la Leonard vs. Hagler. Guerrita, como todos le llamaban, siempre será recordado como un gran hombre de boxeo.

Jueces y re´feris se actualizan en este evento, tanto en lo teo´rico como en lo pra´ctico. 

ANÉCDOTA DE HOY

Don José gustaba de dar seminarios de jueceo, cuando le era posible, en sus viajes por todo el mundo. Siempre insistía en la importancia de la concentración absoluta del oficial durante los tres minutos de los 12 rounds; pues, con un segundo que se pierda la concentración, se va absolutamente ese episodio.

En uno de estos seminarios en Japón, Joe Koizumi, conocido agente de boxeo, fungió como traductor. Mi papá tomó más de 10 minutos en exponer el tema de la concentración y se aseguró que todos lo entendieran; pasando al siguiente, mientras hablaba, Koizumi lo veía fijamente y, al momento de tener que traducir a japonés, se le quedó viendo con los ojos abiertos, diciéndole: “Lo siento Don José, ¿lo puede repetir? Se me fue la concentración y olvidé lo que acaba de decir” ¡Seguido por una tremenda carcajada de todos…!

POR MAURICIO SULAIMÁN

PRESIDENTE DEL CMB

PAL

Temas