Haz tu denuncia aquí

El Pan y Circo de Diego Luna

En plena pandemia Diego Luna estrena su nuevo proyecto audiovisual y en esta ocasión el Charolastra se sale de su zona de confort para llevar al público un trabajo periodístico bastante honroso

OPINIÓN

·

Tengo que ser muy honesta. Cuando supe que Diego Luna estrenaría una serie en la que implicaría ver al actor haciéndola de periodista, sentí un espesor correr por todo mi ser. Porque independientemente de que yo respete e incluso admire y reconozca la carrera profesional que ha construido Luna en el cine como actor y director, sí tenía mis reservas con respecto al trabajo que el mexicano nos iba a presentar en Pan y Circo, una serie o más bien habría que decir, un programa de entrevistas de 7 capítulos en los que Diego Luna como anfitrión invita a una mesa de debate a varios personajes del quehacer político, social, económico y de diversos ámbitos. Pero ésta no es una mesa cualquiera. No es un programa de análisis político como los que estamos acostumbrados a ver en la televisión, no, éste es protagonizado por Diego Luna y eso hace toda la diferencia. 

Hacer una mesa de debate para hablar sobre el COVID-19, la violencia de género, la legalización de drogas, el cambio climático, el aborto, migración y racismo, es algo que hemos visto innumerables veces en canales de televisión abierta, de paga y ahora en el streaming. Vamos, Loret de Mola lo hacía y sigue haciendo todos los días en sus espacios noticiosos o también lo podemos ver en la barra política de ADN40, por mencionar algunos. Pero entonces, ¿En qué radica la novedad en el proyecto Pan y Circo? Precisamente en el nombre que ha hecho en todos estos años Diego Luna, y ahí es en donde lleva todo el peso. Pero no solo me refiero a un tema publicitario, que obviamente iba a ser un gran gancho y sumamente atractivo para Amazon Prime Video, poner en su plataforma de streaming un producto como este liderado por el Charolastra. También hay un gran trabajo de investigación y relaciones públicas de por medio y juntar a tantos personajes, no debió ser tarea fácil. Y ese sí que es un gran mérito. 

Si bien Diego Luna no encuentra el hilo negro con este show, la manera en que presenta cada tópico es muy interesante, literalmente en una mesa de debate en donde los tiempos de la comida van marcando el ritmo de la conversación y él como anfitrión, va conduciendo las preguntas para ponerle la sal y la pimienta a la convivencia haciendo que aquello se convierta literal en un pan y circo, en donde de pronto los ánimos hasta llegan a calentarse.

Pero definitivamente lo que más me gusta es ver que una personalidad de talla internacional como lo es Diego Luna desde hace muchos años ya, siga tan presente en su país no solo para generar debate político en las redes sociales desde la comodidad de su dispositivo móvil, sino también para abrir conversaciones de temas que atañen y preocupan a los mexicanos como lo hace en Pan y Circo. Me encanta que todas esas influencias y aparato que trae atrás, lo utilice para producir proyectos como éste y sean expuestos en una plataforma mundial como Amazon Prime Video. Y sí, aunque Diego Luna no es periodista, debo reconocer que hace un muy buen trabajo. Ahí les dejo la recomendación de esta semana.

[nota_relacionada id=1169159]

POR LINET PUENTE

COLUMNAS.ESCENA@HERALDODEMEXICO.COM.MX

@LINETPUENTE

eadp