Haz tu denuncia aquí

AMLO, no te equivoques con ellas

Debe replantear su discurso ante el movimiento feminista. La izquierda empatiza más con sus causas; error pensar que son adversarios La iniciativa de Jáuregui no pretende “democratizar” a la UNAM, quieren tomar el control, es una falacia que afirmen lo contrario Para 2020, el presupuesto de los I.N. Salud fue recortado fuertemente, y con la desaparición del Seguro Popular, puso sus finanzas en jaque

OPINIÓN

·

FOTO: NAYELI CRUZ

El paro del 8M (en México será el 9M) como método de protesta por parte de feministas no es nuevo, se realiza a nivel internacional desde hace varios años. En 2018, convocó a mujeres de 170 países.

En esta ocasión, la imagen que se viralizó con la convocatoria del paro surgió de un cartel diseñado por el colectivo de Veracruz Brujas del Mar, a la cual diversos partidos y personajes políticos tratan de sumarse, instrumentalizando la causa feminista a su favor; los hay de derecha e izquierda.

Esta vez, el manejo político que le ha dado López Obrador no ha sido el más acertado, pues en lugar de sumarse con acciones, como lo hizo la jefa de Gobierno, Claudia Sheinbaum, afirma que se trata de una protesta magnificada por grupos conservadores que buscan afectarlo. Y si bien es cierto que grupos de derecha como el PAN o México Libre se han sumado a la protesta buscando obtener una tajada política, también es verdad que el paro del 8M es una protesta legítima del movimiento feminista internacional.

No subestimemos a los movimientos feministas de México, pues ellos tienen claro quiénes han sido sus aliados históricos, y la derecha simplemente no lo es; cuando comience el debate sobre la despenalización del aborto, soltarán la bandera del feminismo.

[nota_relacionada id=876979]

Autonomía universitaria, irrenunciable

La iniciativa de Jáuregui no pretende “democratizar” a la UNAM, quieren tomar el control, es una falacia que afirmen lo contrario


FOTO: CUARTOSCURO

En la actual administración, al menos dos ocasiones, personajes del ámbito político y legislativo han “jugueteado” con la autonomía universitaria, pues se han presentado iniciativas de ley que evidentemente no pasarían, pero quizás sólo están tanteando el terreno.

Más se tardó el diputado de Morena Miguel Ángel Jáuregui en proponer que el rector, directores de escuelas, facultades e institutos sean elegidos por el voto de la comunidad universitaria, en un proceso “competitivo, equitativo y transparente”, que el Senado en repudiarla por atentar contra la autonomía.

Enérgico fue el llamado de rechazo encabezado por el rector Enrique Graue, ante este claro intento de cooptar la autonomía universitaria, manifestada en intentos de establecer una normatividad en torno de la organización interna de las universidades públicas, y, en particular, de la UNAM, con la pretensión de regular los mecanismos de admisión o los procedimientos de designación de sus autoridades.

Actualmente la UNAM tiene varios frentes abiertos, algunos que se ha ganado a pulso por su incapacidad de parar el acoso en contra de las mujeres; pero también otros que sólo buscan desestabilizarla para tomar el control y el poder. [nota_relacionada id=876635]

Recrudece crisis en el Sector Salud

Para 2020, el presupuesto de los I.N. Salud fue recortado fuertemente, y con la desaparición del Seguro Popular, puso sus finanzas en jaque


FOTO: CUARTOSCURO

Sabíamos que el sistema de salud en México estaba en crisis, pero no nos habíamos topado con la realidad, hasta ahora que AMLO destapó la cloaca y pudimos enterarnos sobre las múltiples irregularidades que rodeaban la compra de medicamentos.

Tomar el control y tratar de erradicar la corrupción en la adquisición de medicinas en el sistema de salud público no es un asunto fácil, ya que afecta los intereses económicos de personas poderosas que no quieren ver disminuidas sus ganancias. Pero también son afectadas miles de personas que no están obteniendo sus medicamentos para atenderse, entonces son comprensibles sus protestas.

A esto se suma el nuevo acuerdo de funcionamiento de los Institutos Nacionales de Salud, mediante el cual todos los servicios deben ser proporcionados gratuitamente, sin la capacidad de cobrar cuotas de recuperación; medida que desprotege las finanzas de los I.N. Salud tras la abolición del Seguro Popular.

Existe un descontento por parte de los pacientes, además del desabasto de medicamentos en los últimos 10 meses, falta instrumental especializado y equipo, y hasta jabón y papel en los hospitales. Aún no hay plazos ni fechas compromiso para subsanar el problema, con lo cual, la crisis amenaza con reventar. [nota_relacionada id=877069]

Gráfico: Heraldo de México

POR JOSÉ LUIS CAMACHO ACEVEDO

@JOSELUISCAMACHO

JOSECAMACHO@GMAIL.COM

eadp