Haz tu denuncia aquí

¿Por qué Daniel, por qué?

OPINIÓN

·
Me resulta increíble que un actor con la trayectoria de Daniel Day-Lewis nos prive de su talento a sus 60 años. Uno lo entendería de alguien como Christopher Plummer (de 88 años), a quien incluso hasta se lo aplaudiría y no porque el canadiense ya no pueda con las largas horas de filmación o porque la memoria ya le esté fallando, al contrario, el señor sigue dando clases de actuación, prueba de ello, el papelón que interpretó en la cinta Todo el Dinero del Mundo, que le dio su tercera nominación al Oscar de este año y cuyas líneas, dicho sea de paso, se tuvo que aprender en dos semanas para ocupar el lugar que dejó Kevin Spacey tras su despido por las acusaciones de acoso sexual en su contra. Si alguien como Plummer, dijera adiós a la actuación para vivir sus últimos años en una villa en la Toscana, está perfecto. Pero Daniel Day-Lewis, ¿en serio? En su filmografía Day-Lewis cuenta con unos 30 títulos de proyectos en los que ha participado de los cuales 6 le han dado nominaciones al Oscar, de las que ha conseguido llevarse a casa 3 estatuillas doradas que ha ganado de manera unánime con cintas como Mi Pie Izquierdo, Petróleo Sangriento y Lincoln. Con estos tres triunfos, Daniel Day-Lewis mantiene el récord como el único actor que ha obtenido en tres ocasiones el premio de la Academia por un papel protagónico. Y justo cuando hace uno de sus trabajos más nostálgicos y actoralmente abrumadores, es que Daniel Day-Lewis decide retirarse de la actuación. Ésta no es la primera vez que el actor muestra un desinterés por este mundo tan complejo, pero al parecer la decisión en esta ocasión es definitiva. Es un gran caso de estudio sobre cómo es que un personaje o varios de ellos, puede afectar a alguien. Pero no a cualquiera, solo a aquellos grandes actores de método, esos que se compenetran tanto con sus personajes que llegan a sobrepasar la barrera de la ficción a la realidad. Y eso es lo que parece haber sucedido con Daniel Day-Lewis, quien en recientes declaraciones dijo que mientras rodaba su último filme El Hilo Fantasma, con el 8 veces nominado al Oscar, Paul Thomas Anderson, de pronto fue consumido por una gran tristeza que lo llevó a tomar la decisión de abandonar la actuación. En El Hilo Fantasma, una cinta un tanto difícil de sobrellevar por el ritmo y la manera en la que está contada, nuestro protagonista es un diseñador de modas, de los más prestigiados en los 50, que solo diseña para las grandes esferas de la sociedad como la realeza y personalidades famosas, pero que al mismo tiempo vive inmerso en una soledad y complejidad mental tremendas, que le impiden relacionarse con el sexo opuesto, hasta que una mujer le hace ver su suerte. A pesar de que el filme, nominado a 6 premios Oscar, no es para todo público, recomiendo que vayan a disfrutar de la gran actuación de este, quien para mi, es uno de los más grandes actores que ha dado el cine.