Haz tu denuncia aquí

Jóvenes del PRD quieren que ‘viejitos’ dejen el partido

Hay mucho resentimiento con los mandos más viejos por la manera en que condujeron al PRD hasta acabárselo

OPINIÓN

·
Este fin de semana se llevó a cabo la décimo sexta reunión plenaria extraordinaria del PRD para discutir qué hacer con el instituto político y uno de los puntos a destacar fueron los reclamos de la generación intermedia (integrantes de entre 35 y 45 años de edad) a sus líderes más viejos y la exigencia para que éstos ya se hagan a un lado y dejen el partido de una buena vez. Todo empezó a partir de la reaparición de Carlos Navarrete, el ex presidente nacional del partido que sufrió la primera catástrofe del último trienio, cuando en 2015 Morena los aplastó en CDMX. Navarrete, quien tuvo que renunciar al cargo en contra de su voluntad, quiso dar cátedra, como primer orador en el encuentro de este sábado, al denunciar al consejo político su falta de oficio por no elaborar un reporte de balance electoral a pesar de la tragedia política que vivió el PRD el pasado mes de julio. Él es integrante de Los Chuchos, corriente de Jesús Ortega y Jesús Zambrano, quienes por primera vez en su militancia perredista no ganaron ninguna posición en el Legislativo ni tienen cargo político alguno. El tono con que habló Navarrete mereció que el ala de la generación que sucede a Los Chuchos dijera de manera abierta y pública lo que sólo se escuchaba en pasillos. Es que hay mucho resentimiento con los mandos más viejos por la manera en que condujeron al PRD hasta acabárselo y ponerlo en riesgo de exterminio. Omar Ortega, de ADN, y los propios integrantes de Los Chuchos como Roberto Morales, Guadalupe Almaguer y el Negro Contreras de Iztapalapa, hablaron sin temor y dijeron que la vieja generación de perredistas ya se deben retirar. Lo anterior significa que lo que inicialmente era una crisis en el partido, ahora es una crisis al interior de las dos principales corrientes, la de ADN (Héctor Bautista) y Los Chuchos. Este divorcio de generaciones, por decirlo de esa manera, se va a profundizar y hacer más evidente en el próximo Congreso, del que los perredistas deberán determinar el rumbo del partido, cuya generación emergente lo que busca es poner las siglas del sol azteca y el registro a disposición de la sociedad. Los viejos del PRD ya no tienen el poder de antes ni la fuerza para imponer sus planes o deseos políticos.  

Uppercut: Muy tarde reaccionaron el PRI y Morena en el Senado para pronunciarse a favor de los derechos humanos de los migrantes centroamericanos. El sábado que hablamos con la senadora Verónica Delgadillo no nos dio nombres específicos de los legisladores que se opusieron a un punto de acuerdo de urgente resolución para ese tema, pero nos aseguraba que tanto en el PRI como en Morena dieron prioridad a otros asuntos. Hasta ayer y por medio de un comunicado la bancada de Miguel Ángel Osorio Chong se pronunció a favor de la seguridad de los migrantes.

 

CONTRALASCUERDASMX@GMAIL.COM

@ALEXSANCHEZMX