Haz tu denuncia aquí

Diálogo, políticas públicas y presupuesto

OPINIÓN

·
La relevancia de las políticas sociales se ha colocado al frente de la discusión pública en El Salvador, a unos días del aniversario del proceso de paz que llevó al fin del conflicto armado a principios de los 90 , justo cuando se acerca el próximo período de elecciones generales en ese país. En estos días el debate se ha centrado en asuntos presupuestales y sociales como asuntos de primer orden. La proporción del gasto público en el campo de lo social representa un elemento fundamental para las próximas elecciones de autoridades presidenciales y locales no sólo en El Salvador, sino también para Costa Rica. Asuntos como la estrategia de financiamiento a la educación, la atención al fenómeno del pandillerismo y el efecto del próximo retorno de muchas de las cerca de 200 mil familias que en las últimas décadas habían migrado a Estados Unidos como resultado de los cambios en las políticas migratorias se presentan como primeros temas de la agenda regional. La cancelación del Estatus de Protección Temporal (TPS) y del programa de alivio migratorio (CAM) en ese país están siendo considerados como asuntos de alta prioridad tanto para  la opinión pública, como para analistas y organizaciones preocupadas por los asuntos públicos. Mientras, la naturaleza no ha dejado de hacerse sentir con la presencia de varios sismos en los últimos meses y en el inicio de 2018 y la fuerte ola de frío que afecta la región. El sismo de 5.5 grados Richter en las costas regionales del Pacífico de este domingo se percibió en El Salvador, Honduras y Nicaragua, siguiendo al de Colombia en el mismo fin de semana. Aun así, es importante destacar que los índices de violencia en los países de América Central no son los más altos en la región de América Latina y El Caribe, a pesar de ser un asunto que preocupa a los habitantes de la región. Un problema que no cede y que requiere seguir siendo atendido con urgencia. Para Forbes Centroamérica, la industria de la zona podría ampliarse durante este año en los campos de manufactura, turismo, alimentos y bebidas; tecnologías de la información, energía, construcción, sector automotriz y de telecomunicaciones como parte de los beneficios de las actuales tendencias interregionales económicas. Otras tendencias positivas se pueden observar en los anuncios de empresas de aerolíneas que han aumentado los puntos de interconexión con Sudamérica, como Latam Airlines y en el informe “Estadísticas de Centroamérica 2017” de la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal) que revelan mejoras en el uso eficiente de la energía en esas tierras. La posibilidad de diálogo económico, político y social se perfila como un eje necesario de las estrategias de crecimiento o estabilidad regionales, particularmente en este momento de cambio en las coordenadas geopolíticas globales. Algo cuya importancia es relevante por igual en cualquier región del globo. Política social y presupuestos son asuntos que no pueden separarse en este contexto.   Columna anterior: Realidad política definirá futuro