Haz tu denuncia aquí

Los (casi) candidatos damnificados

OPINIÓN

·
¿Alguno se ha preguntado qué pasará con los jefes delegacionales de la Ciudad de México que aspiran a contender por algún cargo en el 2018? En particular, ¿por aquellos que quieren la candidatura para la jefatura de Gobierno? Yo sí. De una forma distinta, y dicho de una forma muy respetuosa de las desgracias reales (materiales y vitales) de los verdaderos y más grandes afectados del terremoto del 19S, puede decirse que andan por la escena política como damnificados. Cosa de ver las caras largas en el equipo de Claudia Sheinbaum, la jefa delegacional en Tlalpan y, hasta hace una semana y media, la virtual candidata de Morena al gobierno de la CDMX. Cosa de ver al beligerante Ricardo Monreal, que no ha tocado el tema y se ha dedicado a dar respuesta por encabezar una de las dos delegaciones, junto con Benito Juárez, con más afectaciones por el sismo. Cosa de ver a Víctor Hugo Lobo, en cuya Gustavo A. Madero también pegó el evento natural y decía querer ir por la candidatura del PRD al gobierno capitalino. La pregunta, planteada por algunos de sus colegas de otras demarcaciones a quienes no les afectó drásticamente el fenómeno del martes antepasado, es: ¿quién es el/la primerx que se aventará el tiro de separarse del cargo, en medio de la crisis, para irse a buscar la nominación y preparar la campaña? En otras palabras, los tres están muy cerca de que se les haya ido la oportunidad, pues: ¿cómo dirá La Científica Sheinbaum que deja de interceder en el tema Colegio Rébsamen, para irse a buscar nuevo puesto? ¿Cómo se desentenderá el Rebelde Monreal de Álvaro Obregón 286, para seguir diciéndose, sin decirse, víctima de los Morenos, para construir su Proyecto Alternativo de Candidatura? ¿Cómo se quitará Lobo Con Piel de Oveja el polvo del edificio de Coquimbo, para intentar dejarle por segunda ocasión la Delegación a su esposa, Nora Arias, e irse por el Antiguo Palacio del Ayuntamiento?   Si ves a tu vecinos rasurar… Bien por el delegado en Benito Juárez, al denunciar que hubo una gran omisión en la verificación de desarrollos inmobiliarios en su demarcación. Mal, que no diga a quién se le cayó la bolita, porque en los últimos 17 años, esa delegación ha estado gobernada sólo por sus colegas panistas. ¿Quién no hizo la tarea; quién se benefició de permitir que crecieran exponencialmente las construcciones? ¿Quién ha dejado que se hundan –literalmente–  las colonias Del Valle, Portales, Narvarte, por el exceso de edificios de quién-sabe-cuántos-pisos? Creo que usted, Christian von Roehrich, sabe quiénes son.   CLAVES Han pasado 20 días del secuestro, violación y asesinato de Mara Fernanda, en Puebla, y no ha pasado nada. El lunes, debió haber una audiencia para que el Juez avale una revisión en el Motel del Sur, donde la ultimó Ricardo Alexis, pero se suspendió porque hubo un error burocrático al requerir al detenido, pues mandaron el oficio al penal de San Miguel, cuando se encuentra en Tepeji de Rodríguez. No vaya a ser algo más que una triquiñuela burocrática. Por eso: ¿qué tal durmió, Tony Gali?   Columna anterior: Cuando pase el temblor