Haz tu denuncia aquí

Las otras candidaturas; se apuntan también los tecnócratas

OPINIÓN

·
Los tecnócratas en el gabinete de Peña Nieto ganaron la primera batalla interna al quedarse con la candidatura del PRI a la Presidencia de la República para José Antonio Meade, el hombre fuerte de Luis Videgaray, pero la lucha no termina aquí: sigue la pelea por las candidaturas al Congreso y las nueve gubernaturas en juego para 2018, donde los tecnócratas también aventajan. Los priistas de Puebla, por ejemplo, cuentan que Jorge Estefan Chidiac estaba feliz y presuncioso porque está seguro de que sus lazos con los Meade lo meten en la competencia por la candidatura al gobierno del estado. Dionisio Meade, padre de José Antonio, un viejo lobo en plenitud física y militante priista, fue su padrino de bodas y también de la función pública al darle su primer trabajo en Hacienda y luego impulsarlo como contralor en el gobierno local de Manuel Bartlett. El padrinazgo además se convirtió en una tradición familiar en la nueva generación. El hijo de Jorge Estefan al contraer nupcias escogió a José Antonio como su padrino. Y las buenas relaciones laborales siguen vigentes. Estefan Chidiac, presidente de la comisión de Presupuesto, se encargó de sacar el gasto de 2018 en la Cámara de Diputados en los términos fijados por Hacienda. Ayer por la mañana, en la primera fila del salón Adolfo López Mateos de Los Pinos recibió saludos y éste correspondió a los invitados con las atenciones de quien es anfitrión en un evento. Chidiac mantiene lazos también con el gobernador panista Antonio Gali porque conoció a Astrid López Gargallo, hermana de Dinorah, esposa del mandatario. Para las diputaciones y senadurías también se habla entre priistas que las preferencias serán para los cercanos a la dupla Meade-Videgaray. En Sonora, Manlio Fabio Beltrones perdió la fuerza con la que recuperó para el PRI el gobierno a través de Claudia Pavlovich Arellano y se hizo además de las candidaturas de senadores, diputaciones federales y locales, así como las delegaciones federales en la entidad. Por eso empezó a sonar el nombre de Antonio con posibilidades para el ex colaborador Antonio Astiazarán, quien actualmente es jefe de la oficina de Sedesol. En Nuevo León, Pedro Pablo Treviño; en Sinaloa, Mario Zamora, y en Baja California Sur, Juan Alberto Valdivia, también manifestaron sus ánimos de hacerse de la candidatura al Senado debido a su estrecha relación con el hoy precandidato del PRI a la Presidencia de la República. La lucha por las otras candidaturas es el siguiente paso que habrá de darse en el partido en el poder porque a pesar de perder la candidatura el grupo político encabezado por Miguel Ángel Osorio Chong y la conformación de su mapa político local, buscará defender sus posiciones locales. UPPER: “Es el momento de estar unidos, es el momento de aprovechar que aquí no hay luchas entre hermanos”, declaró Meade ya como aspirante formal a la Presidencia, al buscar el apoyo de los sectores del PRI.   Columna anterior: Osorio se descarta y Eruviel destapa a Nuño y Narro a la CDMX