Se bajan 31 candidatos a gubernaturas

Siete aspirantes a alguna de las 15 gubernaturas declinaron en la contienda para apoyar a rivales; en Chihuahua son tres

Se bajan 31 candidatos a gubernaturas
Fernanda Salomé Perera optó por apoyar a David Monreal en la contienda de Zacatecas, el 21 de mayo. Foto: Especial

En lo que va de este proceso electoral, al menos 31 candidatos han declinado a favor de otros contendientes, de los cuales, siete son en elecciones para renovar gubernaturas estatales.

Hasta este jueves, Chihuahua es el que suma el mayor número de candidatos a gubernatura que se bajaron de la contienda, con tres de los ocho aspirantes de diferentes partidos, los cuales declinaron a favor de María Eugenia Campos, de la coalición PAN-PRD.

Mientras que, en alcaldías, la Ciudad de México es la que suma mayores declinaciones, con siete a favor de tres candidatos en Iztacalco, Miguel Hidalgo y Coyoacán. 

Ante este panorama, el Instituto Nacional Electoral apuntó que, a nivel federal, no se pueden diseñar, ni imprimir las boletas electorales con las nuevas modificaciones, por lo que, legalmente, los votos aún sumarían para el aspirante que canceló su candidatura de manera oficial y no por el que apoyó.

En estas elecciones, los partidos aún pudieron registrar a sus aspirantes hasta el 6 de mayo, como fue el caso de Félix Salgado Macedonio y Raúl Morón, ex candidatos a gubernaturas que fueron suplidos por otros contendientes.

Situación similar ocurre con los que buscan un cargo público a favor de un partido político que va sólo por un cargo local, pero está inscrito dentro de una coalición en otras entidades.

En este escenario, el organismo exhortó a la ciudadanía a mantenerse informada sobre las representaciones de sus aspirantes, pues es tarea de los partidos informar a la población que el candidato que declinó tomó una decisión.

Sin embargo, en Sinaloa, el instituto local aprobó la reimpresión de boletas para las alcaldías de Culiacán y Mazatlán. Esto debido a una revocación del Tribunal Electoral a dos contendientes.

POR JOSÉ RÍOS

dza


Compartir