Haz tu denuncia aquí

Llevarán policías identificación en marchas y podrán arrestar en flagrancia

NACIONAL

·

El nuevo protocolo de actuación para evitar la violencia en marchas y manifestaciones en la Ciudad de México obliga a los policías a portar su número de identificación en casco, chaleco y escudo.

Pero también podrán arrestar a personas que, en flagrancia, cometan faltas o se nieguen a entregar objetos que puedan causar daños a terceros e insistan en usarlos.

[nota_relacionada id= 1174921]

Este lunes, el recién estrenado Secretario de Gobierno de la Ciudad de México, Alfonso Suárez del Real, y la presidenta de la CDHCM, Nashieli Ramírez, presentaron el "Acuerdo para la actuación policial en la prevención de violencias y actos que transgreden el ejercicio de derechos durante la atención a manifestaciones y reuniones".

Plan

El plan establece que en actos violentos primero se aplicará el encauzamiento (no encapsulamiento) de los manifestantes; luego se aplicará la persuasión verbal ante desmanes, después la evaluación de conductas o presuntos delitos para decidir aplicar de manera gradual la fuerza e incluso llegar a las detenciones.

“Ante cualquier conflicto se recurrirá a medios no violentos con miras a proteger el derecho a la vida y la integridad de todas las personas que ejercen su derecho a la protesta social.

“Se privilegiaron estrategias destinadas a reducir la tensión basándose en la comunicación, la negociación y el diálogo, de las cuales es responsable el personal de la Secretaría de Gobierno”, dice el resumen del documento.

El plan establece que en actos violentos primero se aplicará el encauzamiento. Foto: Cuartoscuro

Se aclara que el personal policial debe actuar siempre con legalidad, objetividad, eficiencia, profesionalismo, honradez y respeto a los derechos humanos, nunca usando armas letales y solo con casco y escudo.

“Únicamente se realizará la detención y presentación de personas en flagrancia de conductas o hechos que la ley señale como delitos”, se precisa.

Además, cuando un manifestante porte o exhiba un objeto que pueda causar lesiones a terceros se le conducirá a una zona de menor riesgo para establecer un diálogo.

“… y, mediante persuasión, lograr que entregue dicho objeto, sin impedirle continuar en la protesta”, se indica. [nota_relacionada id= 1174934]

Uso de fuerza policial

Siempre que un policía haga uso de la fuerza deberá presentar un informe puntual y detallado para documentar y evaluar su comportamiento, pues todo abuso será sancionado conforme a las leyes aplicables en la materia.

Las acciones del protocolo también protegen la labor periodística y la observación de los derechos humanos de quienes participan, acompañan o cubren el evento.

De esa forma, el subsecretario de Gobierno, Arturo Medina, confirmó que se detendrá a quienes sean sorprendidos en flagrancia de conductas o hechos señalados como delitos.

"El mando responsable girará las instrucciones al personal policial para el empleo gradual de la fuerza (incluso con perspectiva de género para hombres y mujeres de manera distinta)", aclaró.

Derechos Humanos

La presidenta de la Comisión de Derechos Humanos, Nashieli Ramírez, confirmó que puede haber detenciones en algunos casos donde la evaluación en el momento determine que hay delitos o faltas.

Las acciones del protocolo también protegen la labor periodística y la observación de los derechos humanos de quienes participan. Foto: Cuartoscuro

Recordó que el Acuerdo está armonizado con la Ley Nacional del Uso de la Fuerza y se busca dar cumplimiento con el principio de Rendición de Cuentas y Verificación, al obligar al personal policial porte su número de identificación en casco y chaleco, y la presencia de la Dirección General de Asuntos Internos en campo, en todas las manifestaciones.

En la elaboración del documento participaron el Frente por la Libertad de Expresión y la Protesta Social (FLEPS); la Comisión de Seguridad Ciudadana del Congreso, y la Oficina de la Alta Comisionada para los Derechos Humanos de Naciones Unidas. [nota_relacionada id= 1174327]

Por Manuel Durán

kyog

Temas