Fallece indígena detenido tras el desmantelamiento de la red de trata en los altos de Chiapas

Escrito en NACIONAL el

Uno de los detenidos por el desmantelamiento de la red de trata de personas en San Cristóbal de Las Casas, falleció en el interior del CERSS 5 de San Cristóbal de Las Casas. Los familiares aseguran que días antes, su padre les solicitó 50 mil pesos para su protección.

Adolfo Gómez Gómez, fue detenido el 15 de julio por la Fiscalía General del Estado de Chiapas en relación al caso de la desaparición del niño Dylan Esaú Gómez Pérez, y desmantelamiento de una red de trata de personas en la zona Altos.

A las 7:00 horas del 17 de julio la fiscalía desmanteló una red de trata de personas donde rescatarona 23 menores y detuvieron a tres mujeres indígenas lactantando.

[nota_relacionada id=1165870] 

Enereida Gómez, hija de Adolfo, no estaba en casa. Relató ante medios de comunicación, que mientras buscaba respuestas sobre la detención de su padre, las autoridades entraron a la vivienda que compartía con cinco familias y los acusaron de tratantes, “los niños estaban dormidos, ni café tomaron”.

A su padre lo detuvieron alrededor de las 9:00 horas y a su madre a la 13:00 horas, del mismo día, y en el cateo la Fiscalía se llevó a su hermana y a sus dos cuñadas. Entre los 23 menores de edad que reportó la FGE como “rescatados”, y que fueron trasladados a las instalaciones DIF en Tuxtla Gutiérrez, están sus cinco hijos.

Dijo que los niños están desnutridos por la Pandemia del Covid-19, “somos pobres”, y negó que los obliguen a trabajar. Los pequeños fueron identificados como José Antonio, Claudia Yaneth, Erika Esmeralda, Berenice Guadalupe y Alondra Araceli Montejo Gómez.

Por ello, exigió la liberación de su madre, su hermana y sus dos cuñadas, además pidió justicia por la muerte de su padre Adolfo Gómez, que día antes, desde el CERSS 5 les había pedido que consiguieron 50 mil pesos para su seguridad.
Ayer, las autoridades informaron a los familiares que Adolfo Gómez está muerto. Por la tarde, familiares y amigos acudieron a las instalaciones de la Fiscalía de Distrito Altos donde el cuerpo fue bajado por un momento de la ambulancia de protección civil, para colocarlo en la entrada del edificio donde exigieron justicia. Posteriormente lo trasladaron a Chigtón.

La familia de Adolfo dijo que un comandante les pidió disculpas y les argumentó que los sacaron “a dar un paseo” fuera del penal, y regresó muerto. Informó que la cabeza de Adolfo presenta una herida.

[nota_relacionada id=1165700] 

Enereida solicitó el apoyo de los medios de comunicación, pues teme que la detengan por una orden aprehensión en su contra, “son nuestros hijos y él era su abuelo”.

La semana pasada, Guadalupe González Hernández y Roberto Montejo Montejo padres de Juana Montejo, y abuelos de 12 de los menores, exigieron públicamente exámenes de ADN para que dejen en libertad a los integrantes de su familia.

Este lunes DIF les permitió ver a tres de sus nietos, pero la autoridad correspondiente no ha dado postura sobre el caso y la condición de los menores y ni de las mujeres detenidas: Josefa Sánchez Gómez, abuela y además, madre uno de los 23 menores rescatados; María Hortensia Gómez Sánchez, madre de seis; Juana Montejo González, madre de siete; y Maribel Gómez Santis, madre cuatro hijos; y Enereida Gómez, con orden de aprehensión es madre de cinco.

Por: Jeny Pascacio
alg

Temas