Haz tu denuncia aquí

Big Data, herramienta para el ahorro inteligente de energía

Para emplear Big Data en la reducción de consumo de energía, primero es necesario controlar su uso en los edificios

NACIONAL

·

Con el crecimiento de la población en las ciudades, el consumo de electricidad aumentará 60 por ciento en los próximos 20 años, por lo que uno de los principales problemas es crear soluciones de eficiencia energética, reducir el espacio físico de los generadores y emplear las fuentes renovables y limpias.

Es por ello que las grandes empresas líderes en desarrollo de tecnología proponen la construcción de edificios inteligentes con la finalidad de reducir los costos en el consumo de energía y a la vez disminuir las emisiones de CO2 al ambiente. Los inmuebles del futuro aprovecharán las soluciones digitales con sistemas de gestión de energía y dispositivos de “Internet de las cosas” (IoT, por sus siglas en inglés) conectados a redes yb en la nube.

[nota_relacionada id=1071848]

Para emplear Big Data en la reducción de consumo de energía, primero es necesario controlar su uso en los edificios, identificar los sistemas que emplean mayor cantidad de electricidad e implementar estrategias de ahorro. Durante el monitoreo se recopila y almacena información, lo que tiene un potencial no expresado.

Se requiere implementar un sistema de gestión de energía y ello requiere de una herramienta poderosa capaz de almacenar y procesar gran cantidad de datos. Con Big Data se puede identificar un ahorro y eficientización de la electricidad. Se tendrá una visibilidad detallada gracias a la disponibilidad de los datos históricos e información en tiempo real por medio de equipos de escritorio o dispositivos móviles.

Compañías como la sueca-suiza ABB, han implementado este tipo de tecnología en múltiples edificios en Europa y Asia, como el Biological House, en Dinamarca, el Igloo Hotel, en Finlandia, el Castillo de Ferrières, en Francia y el Volante Tower, en Dubai; la estadounidense Rockwell y la alemana Siemens, también tienen una participación activa en este mercado.

Entre los mayores beneficios de este sistema, está la capacidad de escalar, sin problemas, de un edificio inteligente a varios, lo cual beneficia a las cadenas o tiendas con múltiples sucursales. Además, todos los componentes inteligentes conectados a una arquitectura común, ofrecen informes y análisis para detectar las áreas en las que se desperdicia más energía, con la finalidad de solventar el problema.

[nota_relacionada id=1071763]

Este sistema también puede decidir centrar el mantenimiento en el edificio con los costos más altos o reemplazar o reparar algunos componentes para aumentar la eficiencia. Los dispositivos conectados permiten un ahorro de energía y costos operativos de hasta un 30 por ciento.

El uso de Big Data y la nube para monitorear edificios tienen un nicho en las pequeñas y medianas empresas con el objetivo de reducir gastos operativos. Si posee una interfaz basada en la nube y un sistema de recopilación de datos, garantizarán una recuperación rápida y tendrán una mejor eficiencia energética.

Por: Redacción Digital El Heraldo de México

dhfm