Temen por bajas ventas de flor de Cempasúchil

Sembradores de cempasúchil redujeron 30% su producción por la pandemia; analizan cambiar de giro para subsistir; nochebuena, también en riesgo

Temen por bajas ventas de flor de Cempasúchil
UNA MANO. Los productores piden a los ciudadanos comprar la flor para hacer altares caseros y embellecer jardines. Foto: Yadin Xolalpa

En San Luis Tlaxialtemalco, en Xochimilco, la tradicional siembra de flores de cempasúchil vive bajo amenaza debido a la pandemia por COVID-19.

Son alrededor de 300 productores de la zona sur de la capital quienes se encuentran en una encrucijada: mantener la tradición o cambiar de giro y sembrar hortalizas.

Foto: Yadín Xolalpa

Luis Pérez Romero, sembrador de la tradicional flor de Día de Muertos, señaló que la pandemia los orilló a reducir considerablemente la producción de plantas.

“Tenemos alrededor de 40 mil cempasúchiles, ese es el total de lo que se sembró este año. El año pasado se sembraron 60 mil, bajamos la producción en 20 mil menos por el COVID-19 e incluso no sembramos crisantemo porque era el que se utilizaba para bodas, 15 años y otros eventos que no se realizaron por la pandemia”, detalló.

Luis llamó a la ciudadanía para rescatar la producción y, aunque no vayan a los panteones, sí pongan sus altares o arreglen sus jardines para recordar a los difuntos.

Foto: Yadín Xolalpa

“Estamos intentando invitar a que las personas pongan altares, arreglen jardines, lo que es en su casa porque prácticamente los panteones no van a abrir”. Indicó que ya no tienen dinero porque 2020 ha sido un año muy malo e incluso, ante la falta de ventas, tiraron a la basura 90 por ciento de su producción de primavera.

“Durante la primavera con el 10 de mayo, nosotros vendemos no como flor cortada, sino flor de maceta, que se vende para arreglos de mesa y todo ese tipo de eventos, en donde teníamos pedidos para bodas, 15 años y bautizos.

“Todo ese tipo de flor como crisantemo y lili, que son las que ya no se están vendiendo porque la gente prefiere comprar plantas como más perenes, más duraderas”, explicó.

Por eso, los productores analizan cambiar de giro.

“La producción de primavera yo creo que se va para hortensias y estamos tratando de cambiar hortalizas como jitomates en maceta, lechugas, fresas para recuperar la inversión y para no arriesgarnos tanto porque la flor, como es un insumo de segunda necesidad, pues no tiene mucha demanda y las hortalizas, sí”, dijo

Expuso que muchos de ellos dejarán de cultivar nochebuena, ya que además de resultar costosa, prefieren ocuparse de la producción del próximo año.

Foto: Yadín Xolalpa

 


Compartir