Haz tu denuncia aquí

Candidaturas de Mancera y Napo, firmes

NACIONAL

·
El Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF) validó las candidaturas plurinominales al Senado de Miguel Ángel Mancera y Napoleón Gómez Urrutia. La aprobación fue producto de que el bloque de magistrados asociado al PRI dispersó su voto. Por mayoría, el órgano concluyó que Gómez Urrutia, postulado por Morena, no violó la Constitución al ser candidato y tener, al mismo tiempo, las nacionalidades canadiense y mexicana. Esto porque cuando solicitó su registro ante el INE, presentó –como lo marca la ley– un certificado de nacionalidad expedido por la Secretaría de Relaciones Exteriores en el que renunciaba a su condición de ciudadano canadiense. “El candidato entrega al INE su acta de nacimiento, así como su certificado de nacionalidad mexicana expedido por la SRE. Conforme a la Ley de Nacionalidad y a los precedentes de la Corte, este documento es suficiente para acreditar el requisito previsto en el artículo 32 constitucional”, indicó la presidenta del TEPJF, Janine Otálora. Los magistrados también concluyeron que, para convertirse en candidato, no era necesario que tramitara su credencial en territorio nacional ni que fuera postulado por alguna entidad federativa específica, como lo argumentó el PRI en su impugnación. En el caso de Mancera (postulado por el PAN), los magistrados concluyeron que la Constitución no prohíbe expresamente a un gobernante en turno (él es jefe de Gobierno de la Ciudad de México con licencia) ser postulado por la vía plurinominal. El tricolor y el PES presentaron un recurso contra la candidatura de Mancera en el que recordaron que el artículo 55 de la Constitución precisa: “Los gobernadores y el jefe de Gobierno de la Ciudad de México no podrán ser electos en las entidades de sus respectivas jurisdicciones durante el periodo de su encargo, aun cuando se separen definitivamente de sus puestos”. Sin embargo, el TEPJF utilizó una interpretación del artículo favorable a los derechos humanos de Mancera y determinó que, si no había prohibición expresa de competir por la vía plurinominal, lo mejor era validar su candidatura.   Mónica Soto se manifestó contra la validación de la candidatura de Mancera y el magistrado Felipe Fuentes contra la de Gómez Urrutia; Vargas Valdez contra las dos; Indalfer Infante (quien llevaba algunas sesiones votando con ellos), avaló ambas postulaciones. Vargas Valdez aseguró que validar esa candidatura incentivará a los gobernantes salientes a buscar un escaño y no rendir cuentas por posibles actos de corrupción cometidos en sus administraciones.   Sobre Gómez Urrutia, indicó:  
“No me puedo pronunciar sobre las acusaciones públicas contra Gómez Urrutia y que son la razón por la cual, se presume, ha vivido fuera de México y ha adquirido la nacionalidad canadiense para no afrontar a la justicia en este país.
   
"Me parece lamentable y preocupante que concedamos un registro para que adquiera fuero y que aquellas cuestiones que debía aclarar ante la justicia, en los próximos años, no lo pueda hacer”.
  Janine Otálora aclaró que al Tribunal no le corresponde pronunciarse sobre las cualidades de un candidato.  "No se están analizando las cualidades de ninguno de estos candidatos ni se realiza una valoración curricular de sus capacidades. No compete dicha valoración a un juez constitucional. Las valoraciones en términos políticos y estratégicos corresponden a los partidos que los postularon no a esta sala superior”, enfatizó. POR NAYELI CORTÉS