Haz tu denuncia aquí

Mujeres aprenden a defenderse

imparten taller para que juarenses puedan afrontar situaciones de peligro a las que están expuestas

NACIONAL

·
CIUDAD JUÁREZ. Al caminar del trabajo a su casa, en la noche, hace unos meses, Gabriela fue víctima de un intento de asalto. A ella, su instinto la ayudó a salvarse, pero, preocupada por la seguridad de sus hijas, las llevó a un curso de defensa personal. Se trata del proyecto Vivamos el Centro, con el que activistas, empresarios y autoridades de Ciudad Juárez enseñan a mujeres y niños cómo defenderse, con el fin de disminuir los índices de violencia, principalmente en esta zona de la frontera con Estados Unidos. “Buscamos posicionar la zona centro de la ciudad como un espacio seguro. El centro representa en la estructura física 1 por ciento de la ciudad y, según las autoridades, siete de cada 10 denuncias se relacionan con esta zona”, destacó Alan García, quien es coordinador del proyecto que realiza la asociación civil Salud y Bienestar Comunitario (Sabic). Sabic trabaja desde hace 15 años en Ciudad Juárez y de marzo a noviembre trabajará en Vivamos el Centro, en coordinación con el Instituto Municipal de las Mujeres, mediante el financiamiento de la Fundación del Empresariado Chihuahuense (Fechac). “Existe un estudio del Instituto de las Mujeres que muestra que quienes se sienten más vulnerables al andar en el centro son ellas. Por eso determinamos darles herramientas y técnicas físicas y psicológicas para que puedan afrontar una situación de peligro, y que puedan responder, ya sea soltándose y corriendo, o poniéndole un alto al agresor”, dijo García. PRÁCTICA COTIDIANA  El pasado fin de semana participaron cerca de 18 personas, y durante los dos próximos fines de semana se espera que más mujeres y adolescentes aprendan a defenderse en los talleres impartidos por dos artemarcialistas. Después del intento de asalto que sufrió, y por saber que vive en una ciudad violenta, Gabriela, de 49 años de edad, acudió al taller con sus dos hijas Jazmín y Karen, de nueve y 12 años, respectivamente. “Hay mucha violencia y ellas deben aprender a defenderse. Salen al parque y mi hija me platica que se hacen grupos y que se pelean por los territorios. Por eso quiero que sepan cómo defenderse”, dijo la mujer que si no alcanza a tomar el camión tiene que caminar a las 10:30 de la noche durante media hora del trabajo a su casa. Cómo reaccionar al ser sorprendidas al caminar, si les quieren arrebatar su bolsa, si las toman del brazo o del cuello, fue parte de lo que Gabriela y sus hijas aprendieron. “Yo aprendí a defenderme con un rodillazo y a dar patadas en los bajos”, dijo Jazmín, luego de practicar por cuatro horas técnicas de defensa personal. Además de este tipo de talleres, Vivamos el Centro se divide en actividades socioculturales y psicoeducativos, por lo que ha impartido cursos de fotografía con celular a estudiantes de secundaria y organiza caminatas por el centro de la ciudad, con el fin de que la comunidad conozca los puntos de mayor peligro, pero también la historia de Juárez. POR HÉRIKA MARTÍNEZ PRADO

Temas