Haz tu denuncia aquí

Contaminación lumínica provoca daños al corazón y a los ojos

NACIONAL

·
Al mirar al cielo de noche, muy pocas personas pueden apreciar estrellas en el panorama, algo que debería ocurrir en todo el planeta pero que no es posible debido a la gran cantidad de brillo que hay en la noche... Se le conoce como contaminación lumínica. Actualmente México registra niveles de contaminación lumínica equiparables a la ciudad de Honk Kong, considerada la más brillante en todo el mundo.

Gobierno presenta nueva estrategia ambiental para mitigar contaminación

Metrópolis como la CDMX, Ecatepec, Guadalajara, Puebla, Monterrey, Tijuana y Ciudad Juárez ocupan los primeros lugares entre aquellas que presentan los niveles más elevados de esta contaminación, de acuerdo con un estudio del Consejo Nacional de Ciencias y Tecnología (Conacyt). Pero no existen cifras exactas de la radiación artificial nocturna, pues los constituyentes atmosféricos varían de una noche a otra, aseguró el investigador del Conacyt, Héctor Solano Lamphar. Dijo que de la investigación se detectó que la Ciudad de México tiene el mayor índice de contaminación lumínica al concentrar 16 magnitudes por segundo de arco al cuadrado en una escala utilizada en astronomía para definir el brillo superficial de objetos estelares que, al contrario de las mediciones comunes, entre menor es el nivel, más alta es la contaminación.

Tour muestra el 'horror' de la contaminación en el oeste de México

Ecatepec, Guadalajara, Puebla y Monterrey están entre los 17 y 18. La cifra ideal es de 22 magnitudes por segundo arco al cuadrado, que es el cielo nocturno natural. Las mediciones fueron hechas a partir de calcular el costo de electricidad utilizada en la iluminación pública, la cuál se estima en 37 mil millones de pesos anuales en el país, y un porcentaje promedio de gasto energético. DAÑOS A LA SALUD Esta contaminación implica también consecuencias a la salud, porque altera el calendario biológico de los seres humanos, "quienes tenemos un ciclo, el cual se trastorna con la intensidad y cantidad, además que nos expone a problemas cardiacos”, mencionó la doctora Laura Jiménez.

Contaminación, relacionada con más de 30 daños a la salud

El brillo directo a los ojos afecta la visibilidad del peatón o automovilista y los pone en riesgo de accidentes, además de que ocasiona una molestia directa en el nervio óptico. “La luz es indispensable para la salud de la vista, pero el ojo humano no está hecho para soportar tanta luz artificial, su exposición constante e intensa puede ocasionar problemas como la fotofobia”, alertó el oculista, Rafael Bueno. https://youtu.be/nHGLZiplwHQ Para prevenir el uso excesivo de brillo y energía luminosa, el Instituto de Astronomía de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), recomendó una mejor distribución de la luz en el hogar, así como evitar el uso de lámparas y focos con alto valor voltaje y también prescindir de encender la luz todo el tiempo. El experto, además, sugirió que en las ciudades se utilicen luminarias con lámparas de sodio de baja presión, pues son las que menos contaminan. Insistió en que debe prescindirse de la iluminación de edificios públicos con luces que apunten hacia el cielo. Con ello se lograría disminuir la afectación a la biodiversidad y del gasto energético en el país. Imágenes satelitales muestran que nuestro país no sobresale frente a la magnitud de brillo en otros países; sin embargo, algunas ciudades mexicanas registran niveles más elevados en contaminación lumínica que algunos países de los más poblados del orbe. POR FRIDA VALENCIA FRIDA.VALENCIA@HERALDODEMEXICO.COM.MX

Temas