ORBE

En Nueva Delhi, cierran escuelas por smog

La clases presenciales se suspenden indefinidamente debido a la contaminación

MUNDO

·
DAÑO. Un millón de indios muere al día por enfermedades relacionadas con la contaminación. Foto: AP

Las escuelas cerraron indefinidamente y algunas centrales eléctricas de carbón dejaron de funcionar mientras la capital de India, cubierta en smog, y los estados cercanos aplicaron ayer medidas severas para combatir el empeoramiento de la contaminación atmosférica, tras una orden del Ministerio de Medio Ambiente federal.

Las medidas se adoptan en un momento en que el principal tribunal de India decide sobre si Nueva Delhi debe iniciar un confinamiento debido al manto de aire contaminante gris que sigue envolviendo la ciudad, especialmente en las mañanas. El comité presentó el martes en la noche directrices para frenar la contaminación y mostrar a los residentes que el gobierno está dando pasos para controlar la crisis ambiental que planea sobre la ciudad desde hace años.

Paradójicamente, el pasado fin de semana, en el marco de la COP26, el gobierno de India defendió su derecho por el uso de combustibles fósiles.

Además del cierre de escuelas, la Comisión para la Gestión de la Calidad del Aire ordenó la paralización de las obras de construcción hasta el 21 de noviembre e impidió la circulación de camiones que no trasladen productos esenciales. Además, pidió a los estados que "animen" a teletrabajar.

A pesar de una leve mejora en la calidad del aire en Nueva Delhi en los dos últimos días, la lectura de partículas peligrosas seguía siete veces por encima del nivel de seguridad, superando los 300 microgramos por metro cúbico en algunas zonas de la ciudad.

La Organización Mundial de la Salud determina que el nivel seguridad de las diminutas partículas venenosas está en 25.

La previsión señala que la calidad del aire empeorará antes de la llegada de vientos fríos la próxima semana que podrían eliminar el smog.

La Corte Suprema ordenó a los gobiernos estatales y al federal que tomen acciones "inminentes y de urgencia" para abordar la situación.  Uno de los representantes del gobierno admitió que respirar el aire de Nueva Delhi es "como fumar 20 cigarrillos al día". 

PAL