Haz tu denuncia aquí

Inquieta reunión en Washington

MUNDO

·

El Partido Demócrata de Estados Unidos se abstiene de opinar sobre la política exterior de México, pero es crítico de la del presidente Donald Trump, y desde ese punto de vista, se pregunta sobre las imágenes del presidente Andrés Manuel López Obrador en Washington.


"Pensamos que cualquier acercamiento con Donald Trump puede ser usado", comentó Gricha Raether, presidente de la organización Democrats Abroad (Demócratas en el Exterior) de la Ciudad de México, que agrupa a los estadounidenses simpatizantes de ese partido radicados en nuestro país.

El Partido Demócrata como tal no se ha pronunciado sobre la posible visita, aunque algunos demócratas han expresado fuertes reparos para ese viaje.

En conversación con El Heraldo de México, Raether opinó que la imagen que daría el posible encuentro sería más conveniente para Trump que para el mandatario mexicano, dado que las elecciones presidenciales estadounidenses serán en noviembre de este año. 

"Nos preguntamos cuál es la intención del presidente López Obrador, aunque nos imaginamos que –según lo ha dicho– es para celebrar el logro de cerrar la renovación del acuerdo de comercio" con Estados Unidos y Canadá, dijo. Raether recordó que existe ciertamente la impresión de que, en términos de comercio, a México le va mejor cuando hay un gobierno republicano en el poder, toda vez que los demócratas son más proteccionistas en función del impacto sobre los grupos más desprotegidos dentro de su país, incluso los latinos.

Y en ese marco recordó que el presidente Trump aseguró desde un principio que el Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN) era "el peor de la historia", y luego, tras presionar por la renegociación y lograr algunos cambios, proclama que es un ejemplo mundial y lo presenta como un gran logro de su gobierno.

[nota_relacionada id=1108566 ]

Pero en este caso, precisó que si bien el T-MEC tiene partes positivas para México, tiene otras que lo son menos y pueden llegar a ser negativas, como la regla de contenido en la fabricación de automóviles.

Por ejemplo, indicó que, si bien los acuerdos sobre salarios benefician a los trabajadores, en principio, tiene impacto sobre otras partes del convenio, al encarecer la mano de obra, restar atractivo a la inversión en México y alentar así el "regreso" de industrias a Estados Unidos.Paralelamente, señaló, ya hay grupos en México y Estados Unidos que preparan cuestionamientos legales.  

Por José Carreño Figueras
lctl