Haz tu denuncia aquí

Descubren acoso de empresarios y políticos a mujeres en gala benéfica

MUNDO

·
Mujeres contratadas como anfitrionas de empresarios y políticos en una gala sólo de hombres para recaudar fondos de beneficencia en Londres fueron tocadas en forma indebida, sometidas a comentarios lascivos y acosadas sexualmente en el reservado evento, publicó el miércoles el diario Financial Times. En momentos de intenso debate público sobre el acoso sexual en el trabajo, el reporte provocó una reacción inmediata contra la organización caritativa Presidents Club, y un gran patrocinador corporativo y un prominente beneficiario cortaron sus vínculos con la entidad. The Financial Times publicó que la gala de recaudación de fondos del Presidents Club ha sido un evento anual en el calendario social de Londres durante años, al que asistían magnates inmobiliarios, banqueros, políticos y otros hombres poderosos. El fondo benéfico no pudo ser contactado de inmediato para emitir comentarios. El diario envió a dos personas encubiertas para trabajar en el evento realizado la semana pasada en el Hotel Dorchester, en la prestigiosa Park Lane, al que asistieron unos 360 empresarios, banqueros y políticos. Unas 130 mujeres fueron contratadas para trabajar como anfitrionas en el evento. Según el artículo periodístico, a las anfitrionas se les pidió que vistieran vestidos negros muy cortos con ropa interior que combinara y zapatos de tacón alto "sexys" antes de hacerlas desfilar ante los vítores de los asistentes.  

 Acoso, epidemia en el poder

Agregó que se les hizo firmar un acuerdo de confidencialidad de cinco páginas sobre el evento, aunque no se les entregó copia. El Financial Times dijo que el Presidents Club tiene dos presidentes, el desarrollador inmobiliario de Londres Bruce Ritchie y el empresario en bienes de lujo David Meller, que también administra una cadena de escuelas y es un miembro no ejecutivo del directorio en el Ministerio de Educación. Reuters contactó a la empresa Residential Land de Ritchie, a la compañía de bienes de lujo Meller Designs de Meller y a su grupo educacional para solicitar comentarios sobre el artículo de Financial Times, pero nadie estuvo disponible para hablar al respecto. https://twitter.com/helentbbc/status/956140496258322437 El artículo sostiene que muchas de las anfitrionas fueron sujetas a caricias, toqueteos, intentos de besarlas, comentarios lascivos y solicitudes de reunirse con invitados en habitaciones del hotel. Algunas dijeron que algunos asistentes las tocaron debajo de la falda, según el artículo, y una se quejó que uno de los invitados le había mostrado el pene. "¿Es esto lo que exigen estos hombres para donar a causas caritativas? Completamente espantoso y vergonzoso", publicó en Twitter Yvette Cooper, una prominente miembro del Parlamento y exministra del opositor Partido Laborista. https://twitter.com/YvetteCooperMP/status/956084842105589761 En tanto, David Meller, alto cargo del Ministerio de Educación británico y miembro no ejecutivo del consejo de dirección del departamento de Educación desde 2013, dimitió hoy tras el reportaje. Así, el Hospital Infantil Great Ormond Street anunció que devolverá todos los donativos que ha recibido de The Presidents Club a lo largo de los años por "la naturaleza totalmente inaceptable" de la cena. Con información de EFE, AFP y REUTERS