Una tarde de claroscuros

Morante y Adame triunfaron ayer en la Feria San Marcos, Capetillo reapareció sin tener ritmo ni sitio ante los astados

DETALLES. Capetillo no tuvo opciones para lograr un triunfo. Foto: Especial
DETALLES. Capetillo no tuvo opciones para lograr un triunfo. Foto: Especial

AGUASCALIENTES. Mientras Morante de la Puebla y Joselito Adame tuvieron ayer una importante tarde y ‘se hartaron de hacer el buen toreo’, el más veterano del cartel, Guillermo Capetillo mostró pocas ideas en el marco de su reaparición en los ruedos.

Con 60 años sobre los hombros, Guillermo Capetillo volvió ayer a enfundarse un traje de luces (negro y oro), pero no tuvo herramientas y estuvo fuera de ritmo y sitio.

Se le notó la falta de torear, tras algunos años fuera de los ruedos en nuestro país.

En su primero, Guillermo dio una media torera con el capote y fue todo. Se enternizó con el acero y escuchó pitos, tras dos avisos. Mientras que con el segundo, división de opiniones, tras dos avisos.

Morante de la Puebla tuvo ayer una gran actuación. Con su primero, abrevió y escuchó división de opiniones. Pero con su segundo, de nombre Saber Estar logró una faena de gran temple, empaque, la cual coronó con el acero, para cortar dos orejas y el burel fue premiado con el arrastre lento.

Joselito Adame fue aplaudido con su primero y cortó una oreja por petición popular, del sexto, al toro Aguacatero tras gran faena, pese a que mató de estocada caída y dos golpes de descabello, dejó escapar un triunfo que era de rabo por su fallos con el acero.

Por

¿Te gustó este contenido?