“El Tuca” controla la presión; “El Turco”, con la “espina clavada”

El técnico de Tigres cree que quien no sepa manejar la presión, debería dedicarse a otra cosa; el timonel "rayado", con sed de revancha

“El Tuca” controla la presión; “El Turco”, con la “espina clavada”

MONTERREY. Ricardo Ferretti, técnico de Tigres, considera que la presión es parte del juego. Que aquel que no esté preparado para controlarla en una final, debería retirarse y alejarse del futbol.

La presión tiene que jugar. Si alguien no es capaz de soportarla, no tiene nada que hacer en esto. No debe paralizarnos. Mis jugadores tienen mucha capacidad para que les pase eso, señala.

Los cuestionamientos sobre Ferretti giran en torno a la inversión que han hecho su directiva y la del Monterrey, para tener las nóminas más caras de la Liga MX. El Tuca argumenta que no se trata de estar por encima de otros, sino de saber elegir bien.

En México vivimos un futbol de los más parejos del mundo. No estamos por arriba de otros equipos. Estos jugadores valen por su calidad y su talento, pero a veces se exagera en pensar que solo por la inversión financiera están aquí, agrega.

Mientras Mohamed sostiene que los Rayados están por las nubes, el estratega felino responde que nosotros preferimos estar con los pies bien puestos sobre la tierra y hacer bien nuestro trabajo.

Por otro lado, el brasileño Juninho, que reaparecerá tras una lesión, reitera que su equipo no tiene nada que envidiarle al América, Chivas o Cruz Azul, los llamados equipos grandes del balompié nacional.

¿Qué necesitamos para ser un equipo grande?

¿Afición? Tenemos la mejor. En la última década hemos llegado a varias finales. Tenemos títulos. Yo creo que somos un grande, aunque otros digan lo contrario, concluye.

Los Rayados no olvidan

En los Rayados, la eliminación sufrida ante Tigres, en los cuartos de final del torneo pasado, se ha convertido en un combustible. Algo que Antonio Mohamed, estratega del equipo, define como una especie de revancha, luego del dolor que provocó entre sus aficionados.

Es una espina clavada. Lo queríamos enfrentar, porque venimos de perder una serie contra ellos. Queremos tener esa revancha. El que gane, va a quedar marcado en la historia, pero hay que desdramatizar. De los jugadores no se van a acordar muchos, sí de los entrenadores. El dueño de la derrota es el técnico. Si alguno de los dos pierde, sólo uno va a ser el señalado, menciona.

El Turco entra en el tema del valor y cantidad de extranjeros que tiene cada equipo. Desde su punto de vista, se trata de una exageración que demerita, en gran parte, la labor de directivos e integrantes del cuerpo técnico.

Se exagera en lo del poder económico. Es el poder la elección. Y se demerita demasiado el trabajo que hace la directiva y el cuerpo técnico. Si no, los equipos que invierten ganarían siempre. La exigencia que tenemos es mucho mayor. Estar en este lugar es mérito de varios años de trabajo, complementa.

Por Alberto Aceves

¿Te gustó este contenido?