Corazón de guerrera

Tras una dificultad cardíaca, Sofía Payán regresa a la duela para brillar en el basquetol mexicano

Sofía Payán es parte de
la primera generación del basquetbol juvenil nacional que entrena,
vive y estudia en el CNAR. Foto: PABLO SALAZAR SOLÍS
Sofía Payán es parte de la primera generación del basquetbol juvenil nacional que entrena, vive y estudia en el CNAR. Foto: PABLO SALAZAR SOLÍS

Sofía respiró profundo para calmar los nervios y el mareo. Como otras veces, su corazón se aceleró, repentino y violento, pero esta vez el dolor fue casi letal: un mal congénito estuvo a punto de acabar con su historia que apenas comienza en las duelas, pues su nombre brilla como líder de una nueva generación en el basquetbol mexicano.

Sin embargo un año atrás, un padecimiento tan silencioso como fulminante estuvo a punto de cambiar su vida. Entrenaba para el Mundial U18 en el gimnasio del CNAR y me empecé a marear mucho. Desde pequeña tenía taquicardias y creí que eran de nervios, pero en el hospital me hicieron un electrocardiograma y resultó que yo tenía una enfermedad llamada Wolff Parkinson White, que puede provocarte taquicardias tan fuertes, que te pueden paralizar el corazón y puedes morir. Es una condición congénita, me operaron con un cateterismo y ya estoy bien, explica Payán.

Antes del diagnóstico, Sofía ya brillaba como la mejor juvenil del basquetbol nacional: fue la jugadora más pequeña en el Centrobasket y aún lesionada fue la máxima anotadora del torneo. Fue convocada a Selección Mayor e iniciaba el sueño.

Después del cateterismo empecé a entrenar, pero me fracturé el quinto metatarsiano y estuve fuera muchos meses; hoy regreso, estoy sana y espero estarlo más tiempo, al 100 por ciento.

En menos de cinco años, Payán evolucionó hasta ser de las mejores del país. Un rendimiento ‘express’ para ser una gimnasta en la duela.

De chiquita hice gimnasia artística. Toda mi familia jugaba y mi abuelito insistía en que mis hermanas y yo jugáramos, yo lo combinaba con gimnasia pero no jugaba tanto. Crecí y vi que la gimnasia ya no era para mí y luego mi abuelito tuvo un accidente y falleció, después de eso empecé a jugarlo con más seriedad, por él, confiesa Payán, quien aceptó la herencia deportiva que corría por sus venas.

Hoy, la chihuahuense sueña con jugar por México, en ligas profesionales por Europa o hasta la WNBA. Los retos crecen mientras su corazón se refuerza.

  • ES TALENTO CNAR

Sofía Payán es la primera generación del basquetbol juvenil nacional que entrena, vive y estudia en el CNAR. Si no estuviera aquí, quizás entrenaría en Chihuaha, pero no hubiera crecido tanto mi nivel ni quizás la NBA me habría considerado en sus campamentos, asegura.

  • TIENE SUS ÍDOLOS EN LA DUELA

Para Sofía sus perdonalidades favoritas en la duela no son jugadores NBA, sino las mejores basquetbolistas: Diana Tabrasi o las mexicanas Sonia Ortega y Ericka ‘La Cucha’ Gómez.

  • LA FRASE

A quien más admiro es a mi mamá; a pesar de caídas o dificultades siempre me motiva y me apoya. Cuando enfermé del corazón, ella me tranquilizó y hizo ver que todo era así por mi bien.

  • SOFIA ALEJANDRA PAYAN MARTINEZ

Fecha de nacimiento: 6 agosto de 2000

Lugar de nacimiento: Chihuahua, Chihuahua

Edad: 18 años

Estatura: 1.70m

Peso: 64kg.

Posición: Guardia y movedor

Logros: Campeona del Centrobasket 2018. Electa MVP del torneo y líder anotadora; primera mexicana invitada al Camp Basketball Without Borders de la NBA en 2018.

  • 36pts Hizo en la final del Centrobasquet 2018
  • 5 Años acumula jugando basquetbol

 

 

Por KATYA LÓPEZ

¿Te gustó este contenido?




Lo mejor del impreso
MetaDjokovic jugó ayer un
alto nivel ante el argentino Schwartzman. Foto: AP

Es la final esperada