Cómo sentir el futbol

Las manos de César Daza son el vínculo para narrarle a sordociegos un juego en un estadio

AMOR. César le narra un partido a una pareja de sordociegos. Foto: Especial
AMOR. César le narra un partido a una pareja de sordociegos. Foto: Especial

Cuando la oscuridad y el silencio cubren el campo, el tacto es el vínculo para que los sordociegos festejen o lamenten un gol. Son las manos de César Daza las que guían al espectador: la diestra representa a un equipo, la siniestra a otro, y a través de un código de señas él le transmite al aficionado lo que acontece en un encuentro de futbol.

En el estadio, las personas en situación de discapacidad visual o auditiva son las únicas que viven el partido de espaldas, pues frente a ellas está su narrador, con la vista hacia la cancha y tomándoles las manos sobre un tablero que simula el terreno de juego, describe los movimientos del balón y a sus protagonistas.

Todo inició en 2017 cuando César, aficionado al Independiente de Santa Fe, y José Richard, su rival deportivo del Millonarios, asistieron al clásico de Bogotá que contrapone a estos dos clubes, y en donde el seguidor rojiblanco le narró el partido a su colega sordociego albiazul.

Nos han hecho muchas invitaciones en otros países, ya hemos hechos interpretaciones en todas las ciudades de Colombia, y en España, además, estamos con la posibilidad de ir a México, contó Daza.

 

Él creó la Fundación Sin Límites SC para ayudar a la comunidad de personas con poco o nulo sentido visual y auditivo.

No sólo queremos mostrar que las personas sordociegas pueden vivir un partido de futbol, lo más bonito de esto es que, independiente del color de la camiseta, puedo servir a otra persona, aun seamos de gustos y aficiones diferentes, describió en charla telefónica.

César, fiel creyente a Dios como al Santa Fe, reconoce que este deporte, al ser pasional, mueve expresiones de rabia, violencia y enojo por las diferencias entre aficiones; sin embargo, cuenta con orgullo que en el estadio al que vaya a narrar un partido le respetan el portar el escudo de su club.

En las respectivas ciudades a las que asisto llegan algunos intérpretes de la lengua de señas, entonces yo les explico la técnica para que ellos también puedan narrar los partidos a más personas, mencionó.

Al sordociego se le interpreta hasta un jalón de camiseta o en qué parte del área y del aire está el balón. Es una técnica futbolística. Asimismo, aclaró que existen personas con baja audición, por lo que a éstas les logra explicar acciones hablándoles fuerte y cerca del oído.

Cuando llega el gol, si éste es del aficionado al que le estoy interpretando, imagínate la felicidad, es la locura, aseguró el cronista colombiano que busca la paz en el futbol.

 

Por ALEXIS.HERNÁNDEZ

¿Te gustó este contenido?




Lo mejor del impreso
MetaÉxito. Jessica Salazar (der.) Busca subir al podio en Perú.

Ahora les toca brillar