Ciclistas tras las rejas

Luego de competir en México 68, George Artin se convirtió en uno de los traficantes de inmigrantes más buscados por el FBI

Artin desarrolló un emporio en el tráfico de indocumentados al vecino del norte. Estiman que inició en los 80 y pasó por la frontera a más de mil ilegales.
Artin desarrolló un emporio en el tráfico de indocumentados al vecino del norte. Estiman que inició en los 80 y pasó por la frontera a más de mil ilegales.

El ciclista George Artin fue uno de los tres iraquíes que compitió en los Juegos Olímpicos de México 1968. El único de su país que abandonó la competencia y el único que no regresó a Irak, pues se quedó en México para crear una de las organizaciones de tráfico de personas más grandes y buscadas por el FBI de los Estados Unidos.

George tenía 26 años cuando bajó de su bicicleta en periférico norte de la Ciudad de México, y tras abandonar la competencia olímpica de ruta, pidió asilo político, por ser un armenio cristiano, perseguido religioso en su país.

Se instaló en México, se casó y montó una agencia de viajes que creció hasta tener filiales en Cuba y Ecuador; pero a finales de los 70 estuvo nueve meses en una prisión federal de Estados Unidos, por un fraude con su visa estadounidense.

Artin desarrolló un emporio en el tráfico de indocumentados al vecino del norte. Estiman que inició en los 80 y pasó por la frontera a más de mil ilegales.

Profesionalizó el negocio: falsificaba documentos e infiltró a inmigrantes, vía Texas, con apoyo de autoridades migratorias. En ocasiones, un transporte los llevaba a Detroit, Nueva York, Las Vegas o Los Ángeles.

Artin cobraba entre 10 mil y 15 mil dólares por ingresarlos con documentos, más otros 4 mil o hasta 10 mil dólares por transportarlos.

Fue descubierto por los signos más simples. En 1996, un hombre fue detenido por autoridades migratorias de Estados Unidos, presentó documentos falsos y allí se encendieron las alertas; después, otro aseguró tener ciudadanía estadounidense con papeles apócrifos.

El FBI inició investigaciones en una operación encubierta que duró más de un año. En ella concluyeron que: Artin tenía más de 20 años en el negocio del tráfico de indocumentados, que generó más de dos millones de dólares en ganancias, y tan sólo entre 1996 y 1998, sus ingresos fueron superiores a los 230 mil dólares.

El 27 de febrero de 1998, agentes federales arrestaron al ex ciclista iraquí en Miami, Florida y aún purga su segunda condena en una cárcel federal de Estados Unidos.

 

POR KATYA LÓPEZ

¿Te gustó este contenido?




Lo mejor del impreso
MetaPLANEACIÓN. La ex
medallista olímpica quiere un mejor proyecto económico. Foto: Pablo Salazar Solís

Protegerá Guevara el recurso