Alexander Isak, el ‘Pequeño Zlatan’

Alexander Isak, joven sueco de 18 años, maravilla en sus primeras apariciones con el Borussia Dortmund y es esperanza para su selección

Alexander Isak, joven sueco de 18 años, maravilla en sus primeras apariciones con el Borussia Dortmund.
FOTO @Shalom_Sports

Tiene 18 años y espera pacientemente en el equipo B del Borussia Dortmund. El martes, sin embargo, el sueco Alexander Isak, apodado el ‘Pequeño Zlatan‘ en alusión a Ibrahimovic, fue designado mejor jugador del partido en su primera titularización con el primer equipo, en Magdeburgo (5-0) en la Copa de Alemania.

Ibrahimovic regresa al Manchester United con un contrato por una temporada

Un gol, una asistencia y una actividad constante para el claro triunfo del líder de la Bundesliga contra una formación de la tercera categoría. Los elogios no se han hecho esperar: Hace un mes cumplía 18 años y ahora guía a los caballos, subrayó el diario Bild.

Su formación está lejos de estar terminada pero tiene un potencial enorme, estimaba su compañero de equipo Nuri Sahin, mientras que su entrenador, Peter Bosz, con su cautela habitual, intentó evitar la euforia: Con Aubameyang por delante de él no es fácil. Cuando se le dé una oportunidad, tiene que aprovecharla. Es lo que ha hecho.

Frente al Magdeburgo, el goleador gabonés, con problemas en una rodilla, descansó. Isak entró como titular por primera vez, después de haber jugado con el primer equipo cuatro veces, como suplente y a veces para menos de diez minutos al final del partido, desde su llegada al club. Cumplió de sobra con las expectativas.

El actual líder de la Bundesliga, especializado en la detección y formación de jóvenes talentos, fue a buscar a Isak a principios de año y se lo trajo desde el AIK Solna sueco por 8,6 millones de euros. El objetivo: convertirlo en el sucesor en el futuro de Pierre-Emerick Aubameyang en su ataque.

En su país, ese joven de raíces eritreas es percibido por muchos como la gran esperanza para el futuro del equipo nacional, huérfano de Zlatan Ibrahimovic. Pero el Dortmund por ahora prefiere proteger a su diamante en bruto, sin exponerlo demasiado.

Su nombre no es del todo desconocido para el gran público. El pasado 12 de enero, con 17 años y 113 días, se convirtió en el goleador más joven de la historia de la selección de Suecia, anotando contra Eslovaquia en un amistoso en los Emiratos Árabes Unidos.

Su precisión técnica y su rapidez de ejecución atrajeron la atención de ‘cazatalentos’ de muchos clubes europeos. Pero fue finalmente el Borussia Dortmund el que se adelantó en la carrera, firmando con él a finales de enero de 2017.

Su físico ligero es por ahora un problema para la Bundesliga, donde tiene que hacer frente a defensores fuertes y altos.

Ante los periodistas, el martes por la noche, el adolescente se mostraba tímido tras su gran actuación: Ha sido un buen partido para mí. Me han dado una oportunidad y la he aprovechado, afirmó, rechazando a continuación cualquier comparación con Ibrahimovic. No, no soy Zlatan, soy Alex, sentenció.

A pesar de la marcha al FC Barcelona de Ousmane Dembélé, que había brillado la pasada temporada en Dortmund, el equipo del oeste de Alemania pule otras perlas, entre ellos el internacional inglés sub-17 Jadon Sancho (18 años), que debutó el sábado en la Bundesliga, o el estadounidense Christian Pulisic, ya alineado regularmente con el primer equipo a sus 19 años.

AFP

¿Te gustó este contenido?