Sin internet 39 millones de mexicanos

Las entidades más atrasadas en conectividad son también las más pobres, como Tlaxcala, Oaxaca y Chiapas, donde la penetración de Internet es menor al 50 por ciento de la población

La mitad de los hogares del país tampoco tienen una conexión. Foto: Especial.
La mitad de los hogares del país tampoco tienen una conexión. Foto: Especial.

México llega a este Día Mundial del Internet con pocos motivos para celebrar, ya que aún hay 39 millones de personas que no tienen acceso a la red, y la mitad de los hogares del país tampoco tienen una conexión; para llevarles ese servicio es necesario realizar una inversión de hasta 188 mil millones de pesos, monto que supera el presupuesto de obras de gran calado como la nueva refinería que alista el gobierno federal.

A pesar de que los usuarios de Internet crecieron 169 por ciento en la última década, al pasar de 27.6 millones en 2008 a 74.3 millones en 2018, según datos de la Asociación de Internet MX y el INEGI, todavía el 34.2 por ciento de la población no cuenta con acceso a la red, ello significa que alrededor de 4 de cada 10 mexicanos están fuera del mundo digital y sin poder acceder a la banca en línea, los trámites de gobierno por internet o realizar estudios o diplomados en la red.

Al medirlo por hogares el panorama se nubla aún más, ya que 5 de cada 10 casas no han podido acceder a una conexión, ello por que hay 16.2 millones de hogares que no cuentan con Internet, los cuales representan el 47 por ciento de los 34.5 millones de hogares del país.

Las entidades más atrasadas en conectividad son también las más pobres, como Tlaxcala, Oaxaca y Chiapas, donde la penetración de Internet es menor al 50 por ciento de la población, en contraste en Baja California y Sonora el internet llega al 90 por ciento.

Para cerrar la brecha digital, es decir, para ampliar la cobertura del internet y llevar el servicio a las personas que todavía no lo tienen, es necesaria una inversión de 187.5 mil millones de pesos, de acuerdo con la consultoría CIU. Este monto supera al proyecto más ambicioso en materia energética del gobierno federal: La nueva refinería de Tabasco, para la cual se destinarán 160 mil millones de pesos.

Ello dimensiona el mayúsculo esfuerzo de inversión, en un contexto de creciente demanda de capacidad y de infraestructura para conectividad, dijo Ernesto Piedras, director de la consultoría.

Añadió que resulta complejo llegar a poblaciones con pocos habitantes, en comunidades remotas y en condiciones de rezago. Por ello, se requiere generar las condiciones necesarias para incentivar el despliegue de infraestructura y alcanzar la conectividad universal.

Por: Adrián Arias

¿Te gustó este contenido?