Pactan sanear a Pemex

El refinanciamiento es por 2,500 mdd y dos líneas de crédito revolvente por 5,500 mdd

 El presidente López Obrador, funcionarios y banqueros, firmaron de acuerdo para aligerar los pasivos de Petróleos Mexicanos. FOTO:  LESLIE PÉREZ
El presidente López Obrador, funcionarios y banqueros, firmaron de acuerdo para aligerar los pasivos de Petróleos Mexicanos. FOTO: LESLIE PÉREZ

El presidente Andrés Manuel López Obrador firmó un compromiso con tres instituciones bancarias para refinanciar deuda y renovar dos líneas de crédito por 8 mil millones de dólares para Petróleos Mexicanos (Pemex), con lo que el gobierno federal busca fortalecer la liquidez de la empresa.

En la conferencia matutina aclaró que no se trata de contratar deuda, es lo que ya Pemex tenía considerado, tenemos el compromiso y lo vamos a cumplir de que no vamos a aumentar la deuda pública en términos reales.

Tras meses de negociación, se suscribió el acuerdo con HSBC, JP Morgan y Mizuho Securities, que representan la operación bancaria más grande de una empresa de energía en Latinoamérica y en la historia de la petrolera.

El refinanciamiento le permitirá a Pemex reducir los pagos de la deuda con una tasa de interés más competitiva, de 4.85 por ciento anual: Se trata de una tasa que está un punto porcentual por debajo del promedio del mercado, dijo el director general de Pemex, Octavio Romero Oropeza.

Consiste en el refinanciamiento de deuda por un monto de 2 mil 500 millones de dólares, más la renovación de dos líneas de crédito revolventes hasta por 5 mil 500 millones de dólares, en ambos casos con una ampliación de tres a cinco años, detalló.

Durante el sexenio pasado la deuda total de Pemex aumentó considerablemente, al pasar de 841 mil millones de pesos en 2013, a 2.64 billones de pesos, al cierre de 2018, es decir, un incremento de 145 por ciento en sólo seis años; así la deuda superó en 25 veces el efectivo de la petrolera.

El 87 por ciento de la deuda de Pemex está denominada en monedas distintas al peso, principalmente en dólares, por lo que las variaciones en esa divisa impactan el monto de la misma, además la empresa tiene un flujo de caja de tan solo 81.9 mil millones de pesos, lo que significa que la deuda total de la empresa supera en 25.48 veces el monto que tiene Pemex en efectivo disponible de manera inmediata y que es insuficiente para cubrir sus compromisos de deuda, de acuerdo con sus reportes financieros.

El crédito revolvente le permitirá a Pemex utilizar la cantidad de dinero que requiera en el momento, es decir, el préstamo no se le entrega de forma total sino conforme la empresa lo vaya requiriendo.

Éste no es un gran logro, como nos lo han querido vender con el anuncio, es una estrategia rutinaria que hacen todas las empresas. Simplemente están recontratando y reestructurando el crédito revolvente, opinó Miriam Grunstein, experta en energía del experta del Rice University’s Baker Institute.

REFINERÍA

La promesa del gobierno de mantener responsabilidad fiscal presupuestaria cada vez se ve más amenazada por la ambiciosa agenda de gasto social y de infraestructura que planea poner en marcha, advirtió Moody’s.

El comentario de la calificadora se da luego de que, en días pasados, se anunció que Pemex y la Secretaría de Energía serán los encargados de coordinar la construcción de la refinería Dos Bocas, en Tabasco, un proyecto que, dice, será más costoso y tardará más tiempo de lo estimado por el gobierno.

Con información de Fernando Franco

Por Paris Salazar y Adrián Arias

oos

¿Te gustó este contenido?




Lo mejor del impreso
Mer K-2afores ahorro

Bajos ingresos impactan afores