México, cerca de un acuerdo con europeos

Desde la firma del tratado con la UE, el comercio del país con esa zona se triplicó

REUTERS/Francois Lenoir
REUTERS/Francois Lenoir

México no sólo tiene pendiente cerrar las renegociaciones del Tratado de Libre Comercio con América del Norte (TLCAN), sino también la modernización del Tratado de Libre Comercio entre la Unión Europea y México (TLCUEM), mientras que el tiempo juega en contra de la administración de Enrique Peña. Firmado hace 17 años, el TLCUEM ha dejado beneficios tangibles para México.

 

Según datos de la Secretaría de Economía, el intercambio comercial entre México y la Unión Europea se ha triplicado desde 2001, esto, al pasar de 20 mil 800 millones de dólares a 61 mil 700 millones de dólares anuales. Programado para concluirse esta semana, temas como productos agropecuarios, propiedad intelectual, autos y reglas de origen han aplazado su firma.

 

La actual administración federal se encuentra presionada por dar solución a este frente europeo antes de las elecciones presidenciales de julio, mientras que el TLCAN también se dirige hacia una resolución positiva.

 

De acuerdo a cómo se están dando las rondas con EU, pues es la urgencia con Europa, porque puede comprarle a México lo que nos dejaría de comprar EU en caso de una modificación o de una cancelación del tratado. Hasta dónde los europeos van a ceder y hasta dónde el gobierno de México les va a dar; es ahí en donde están las negociaciones en buena medida atoradas, dijo Vicente Gómez, presidente de la Federación Mexicana de Lechería, en conferencia de prensa.

 

Sin embargo, una nueva ventana de oportunidad se abrirá del 22 al 27 de abril, cuando el presidente de la República, Enrique Peña Nieto, viaje a Alemania para inaugurar la Feria de Hannover, acompañado del secretario de Economía, Ildefonso Guajardo, quienes alcanzarán a los equipos negociadores mexicanos en Bélgica para intentar ponerle punto y final a la renegociación del acuerdo.

 

El 20 de febrero de 2018 culminó en la Ciudad de México la novena ronda de negociaciones del TLCUEM sin alcanzar acuerdo sobre el texto final. En esta ronda se concluyeron capítulos como obstáculos técnicos al comercio, empresas propiedad del Estado, subsidios, comercio de servicios y anticorrupción.

 

Estos se suman a los concluidos en rondas anteriores, tales como Pymes, política de competencia, comercio y desarrollo sostenible, transparencia, energía y materias primas.

 

Según el integrante del Cuarto de Junto y tesorero de la Confederación Nacional de Organizaciones Ganaderas, Salvador Álvarez Morán, tanto México como Europa perfilan un cierre del tratado.

 

Uno de los temas por resolver, explicó, es que Europa ha demandado un cupo de 61 mil toneladas en quesos maduros y semimaduros, lo que afectaría a la industria local. Además, México pidió proteger el queso manchego con denominación de origen ante la posible irrupción de los europeos.

 

José Luis de la Cruz Gallegos, director general del Instituto para el Desarrollo Industrial y Crecimiento Económico A.C., explicó que en los próximos años México debe construir una nueva política industrial encaminada a solventar los nuevos desafíos globales, como la irrupción de la tecnología, cambios en las cadenas de proveeduría y el proteccionismo.

 

POR ERICK RAMÍREZ

 

 

 

 

 

 

 

¿Te gustó este contenido?




Lo mejor del impreso
Mer K-2Foto: Especial

Los autos en EU, 20% más caros