Gobierno de AMLO hereda siete campos petroleros

Se prevé que los siete campos añadirán a la producción 288 mil barriles de crudo al día

Ixachi es un campo terrestre en Veracruz y se perfila para ser la joya de la corona. EL HERALDO DE MÉXICO
Ixachi es un campo terrestre en Veracruz y se perfila para ser la joya de la corona. EL HERALDO DE MÉXICO

El gobierno del presidente Andrés Manuel López Obrador heredó en charola de plata siete campos petroleros, los cuales están listos para arrancar su producción entre 2019 y 2022, con un potencial de añadir 288 mil barriles de crudo por día que serán fundamentales para alcanzar su meta de llegar a 2.4 millones de barriles diarios durante su mandato.

 

Los campos Manik, Mulach, Kinbe, Koban, Xikin, Esah-1 e Ixachi fueron los últimos campos anunciados días antes de que terminara el pasado gobierno y que alojan reservas totales por dos mil 165 millones de barriles de petróleo crudo equivalente, que tienen la capacidad de incrementar hasta en 16 por ciento la producción diaria actual de Pemex, con lo cual esta pasaría de un millón 764 mil barriles, a dos millones 52 mil barriles diarios.

 

PEMEX DEBE INVERTIR MÍNIMO 20 MIL MDD AL AÑO PARA INCREMENTAR SU PRODUCCIÓN. El HERALDO DE MÉXICO.

 

Los campos también tienen el potencial de aportar más de 350 millones de pies cúbicos diarios de gas natural, un combustible que hoy se usa para producir el 60 por ciento de la energía eléctrica en México y cuya escasa producción ha generado una situación crítica.

 

Las áreas petroleras tienen ventajas: cuatro de ellas, Kinbe, Kobán, Xikin y Esah están en fase de delimitación y en transición hacia la de producción, lo que significa que sus trabajos ya están avanzados en camino hacia la extracción de crudo.

 

La otra ventaja es que su producción se incorporará rápidamente, debido a que se ubican cerca de áreas donde la petrolera ya cuenta con infraestructura para otros pozos, dijo Carlos Treviño, ex director de Pemex, quien también afirmó que deja a la siguiente administración una plataforma muy importante para arrancar.

 

Estas áreas van a permitir estabilizar la producción en un tiempo breve y el hecho de que ya exista infraestructura para explotarlos los hace más atractivos, porque se van a reducir tiempos y costos, opinó Arturo Carranza, experto en energía de la consultoría Mercury.

 

Sin embargo, Carranza consideró que uno de los retos para el éxito de estos campos será la inversión para su desarrollo:

 

 

El tema del financiamiento sigue siendo una incógnita; si se invierten solamente recursos públicos, eso significa que se dejarán de destinar en otros programas, por eso se deben complementar con inversión privada, Pemex tiene que escoger el mejor modelo, dijo.

SEIS CAMPOS ESTÁN EN AGUAS POCO PROFUNDAS DEL GOLFO. IXA- CHI, EN VERACRUZ, ES TERRESTRE. EL HERALDO DE MÉXICO

 

 

AMLO planea inyectar 75 mil millones de pesos adicionales a Pemex para exploración y producción, sin embargo, Carranza consideró que estos recursos no son suficientes, aunque son un buen comienzo. Tan solo los seis campos en tierra requerirán una inversión de entre siete mil y 10 mil millones de dólares.

 

Ramsés Pech, experto de la consultoría Caraiva y Asociados, consideró que Pemex debe invertir como mínimo 20 mil millones de dólares al año para incrementar la producción petrolera, es decir, se debe regresar al ritmo de inversión previo a 2015, cuando se aplicó el recorte al gasto público.

 

Ixachi es un campo terrestre en Veracruz y se perfila para ser la joya de la corona, ya que alberga mil 300 millones de barriles de petróleo crudo equivalente y aportará hasta 80 mil barriles diarios hacia 2022, superando las previsiones.

 

POR ADRIÁN ARIAS

jrr

 

¿Te gustó este contenido?




Lo mejor del impreso
Mer K-2sat_pago_impuestos

Cárcel para socios de Apps que no paguen IVA