Emilio Lozoya autorizó a Pemex la compra de empresas en quiebra

Jorge Luis Gage Francois: los efectos positivos de la reforma energética no se han visto en los precios de los fertilizantes, porque Pemex no los produce.

Emilio Lozoya Austin, exdirector de Pemex, e Ildefonso Guajardo.
FOTO: ISAAC ESQUIVEL /CUARTOSCURO.COM
Emilio Lozoya Austin, exdirector de Pemex, e Ildefonso Guajardo. FOTO: ISAAC ESQUIVEL /CUARTOSCURO.COM

Durante la administración de Emilio Lozoya Austin, Petróleos Mexicanos gastó más de mil 395 millones de dólares para quedarse con dos plantas de fertilizantes quebradas: Agro Nitrogenados, de Alonso Ancira Elizondo, y Fertinal, de Fabio Covarrubias, mismas que a la fecha no generan nada más allá de sospechas.

Pemex compró dos plantas, pero no están produciendo fertilizantes, dice Bosco de la Vega, presidente del Consejo Nacional Agropecuario (CNA).

-¿Las inversiones de Pemex no fueron las idóneas?, se le cuestiona. 

-Eso tendríamos que preguntárselo a Pemex, pero compraron plantas y no están produciendo fertilizantes…

La información de estas adquisiciones se ha mantenido desde hace años protegida. Por ejemplo, al elaborar el contrato de compra-venta de los activos de la firma Agro Nitrogenados, Altos Hornos de México y PMI, filial de Pemex, pactaron que se mantuvieran con estricta confidencialidad los términos y condiciones.

El contrato cuenta con una cláusula de confidencialidad que prohíbe estrictamente a PMI divulgar a cualquier tercero toda la información generada con motivo de la negociación. Asimismo, la auditoría que realizó la empresa PriceWaterhouseCoopers (PWC) a Fertinal, como parte del proyecto de inversión para la adquisición de sus acciones, se encuentran clasificada como comercial reservada. Pemex solicitó confirmar la reserva por 12 años de la información relativa al avalúo de Fertinal para dicha operación y la composición accionaria (con nombre, apellido y tenencia de cada uno de los socios) antes de ser comprada.

La Auditoría Superior de la Federación (ASF) recuerda que el artículo 62 de la Ley de Petróleos Mexicanos, publicada en el Diario Oficial de la Federación el 28 de noviembre de 2008, establecía que Pemex y sus organismos subsidiarios debían instrumentar un esquema para ofrecer a la industria nacional de fertilizantes y a los distribuidores de amoniaco, un suministro estable y contratos a largo plazo, con precios fijos para sus insumos.

Y el compromiso 59 del Pacto por México, firmado el 2 de diciembre de 2012, proponía convertir a Pemex en el motor de una cadena de proveedores nacionales de fertilizantes. Los efectos positivos de la reforma energética no se han visto en los precios de los fertilizantes, porque Pemex no produce amoniaco ni urea, comenta Jorge Luis Gage Francois, secretario de Energía del Comité Ejecutivo Nacional de la Confederación Nacional Campesina.

 

 

Pemex no está produciendo lo que necesita el campo mexicano a los precios prometidos por el presidente Enrique Peña Nieto, lamenta Gage Francois. Un año después de la adquisición de la planta de fertilizantes Agro Nitrogenados, de enero a noviembre de 2015, cuando realizaron las evaluaciones de la condición de los bienes, se determinó que 60 por ciento de los activos debían reemplazarse.

El vendedor de los activos, además, no aceptó realizar pruebas o estudios a los equipos, por lo que además de comprar máquinas que debían repararse, también se compró basura.

En la formalización del contrato de compra-venta de la planta se consideraron 432 bienes valuados en 26 millones de dólares, que posteriormente se catalogaron como bajas, principalmente por considerarse material en desuso o chatarra, dice la Auditoría Superior de la Federación en el Informe del Resultado de la Fiscalización Superior de la Cuenta Pública 2015. Lo anterior denota debilidades en los mecanismos de supervisión de Pemex hacia sus empresas filiales.

 

 

La planta tenía 14 años sin operar. La auditoría, presentada en enero de 2017, explica que la adquisición se pactó por 275 millones de dólares, y que se rehabilitaría con 200 millones de dólares. El total ascendió a 475 millones de dólares. Sin embargo, en agosto de 2015, autorizaron un incremento de 285 millones de dólares para la rehabilitación, 142.5 por ciento más de lo previsto originalmente. El costo total del proyecto aumentó hasta 760 millones de dólares, La adquisición de la planta de fertilizantes no se realizó con las mejores condiciones de precio y calidad, dice la ASF.

 

 

En enero de 2016, Pemex, concretó la compra de Fertinal. Este proyecto, informó, considera una inversión de hasta 255 millones de dólares por el capital de la empresa. Sin embargo, la ASF indicó que la inversión total fue de 635 millones de dólares. Pemex determinó un monto de inversión de 315 millones de dólares para restituir la integridad mecánica de los equipos, en virtud de que presentaban daños, algunos equipos son obsoletos y las refacciones están descontinuadas en el mercado.

 

Por Enrique Hernández; [email protected]

 

¿Te gustó este contenido?




Lo mejor del impreso
Mer K-2La exposición contó con la participación de Rosario Marín (centro), inmigrante mexicana extesorera del gobierno de Estados Unidos, junto al secretario de la Sagarpa, Baltazar Hinojosa. FOTO: ESPECIAL

Alimenta México a 160 países