El peso pierde 1.08% en la primera mitad del año; mercados atentos a elecciones

Un discurso en contra de los mercados e inversión podría llevar al peso por arriba de los 22 por dólar

Sin un TLCAN 2.0, con aranceles entre México y Estados Unidos, un Trump cada vez más proteccionista, una Fed dispuesta a realizar más aumentos a su tasa y con las elecciones presidenciales en puerta, el peso concluyó la primera mitad del año con una pérdida acumulada de 1.08 por ciento, a 19.8730 por dólar a la venta al mayoreo reportado por el Banco de México (Banxico).
La moneda mexicana vivió su mejor momento del año, el pasado 17 de abril, cuando marcó 18.14 por dólar spot, impulsada por la disposición que en algún momento externó el gobierno de Donald Trump para cerrar un Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN) modernizado lo más pronto posible.
Como adelantaron economistas, la cercanía de las elecciones generó mayores presiones para el peso en el segundo trimestre, periodo en que se depreció 8.58 por ciento. Pero hubo otro factor que presionó al peso: Estados Unidos hizo efectivos aranceles al acero y aluminio mexicanos, la Secretaría de Economía respondió, y el tratado comercial se vio aún más distante.
Adicional, el banco central cumplió con lo estimado y realizó su segunda alza de tasas en el año. También expuso que existen las condiciones para realizar dos incrementos más en lo que resta del año. Su postura restrictiva hizo más atractivo al dólar.
En un contexto de creciente tensión comercial entre Washington y el gobierno chino, con la imposición de aranceles con un valor de hasta 50 mil millones de dólares  y una Fed más restrictiva, el peso cayó a su peor nivel del año, a los 20.8790 por dólar el pasado 15 de junio.
A dos días de la elección presidencial, y con una amplia ventaja en intención de voto entre el primer y segundo lugar, el peso lejos está de los 24 por dólar previstos por economistas.
Este viernes, el tipo de cambio cerró con una depreciación de 0.76 por ciento para el dólar, a 19.87 pesos, nivel en que la moneda anota su segunda subida semanal, de 0.7 por ciento.
Intercam Casa de Bolsa consideró que la estabilidad en el mercado cambiario se debe a que los inversionistas ya asimilaron una probable victoria del candidato Andrés Manuel López Obrador, del frente Juntos Haremos Historia.
CI Banco no descarta que el día posterior a las elecciones, el peso caiga hasta los 21 por dólar a la venta al mayoreo en la espera de las declaraciones del presidente electo, en caso de que el triunfador sea quien hasta el momento encabeza las encuestas.
No se puede descartar volatilidad para el tipo de cambio al comienzo de la siguiente semana, lo cual dependerá del resultado de las elecciones presidenciales y de la manera en que quede estructurado el poder legislativo, expuso Gabriela Siller, directora de Análisis Económico Financiero de Banco BASE.
Analistas coinciden en que el mercado cambiario se moverá en línea con el discurso del nuevo presidente electo, pronunciamientos en contra de los mercados e inversión llevaría al peso a superar los 22 por dólar, advirtió CI Banco.
Por Nancy Balderas S.

¿Te gustó este contenido?