Concilian diferencias y pactan inversión

Las arcas públicas tendrán ahorros por 4 mil 500 millones de pesos; se evitaron litigios internacionales

CONFIANZA. Manuel Bartlett y Andrés Manuel López Obrador, con el empresario más rico de México, Carlos Slim Helú. Foto: Daniel Ojeda
CONFIANZA. Manuel Bartlett y Andrés Manuel López Obrador, con el empresario más rico de México, Carlos Slim Helú. Foto: Daniel Ojeda

Después de dos meses de litigio, el gobierno del presidente Andrés Manuel López Obrador y empresarios renegociaron los contratos para la construcción de gasoductos en México.

El acuerdo se traducirá en un ahorro para la hacienda pública de cuatro mil 500 millones de dólares, de los 12 mil millones de dólares que originalmente estaban pactados.

Las empresas que llegaron a la negociación son: Grupo Carso, IEnova y TC Energía.

El acuerdo permite a la Comisión Federal de Electricidad (CFE) comercializar alrededor de ocho mil 200 millones de pies cúbicos diarios de gas natural, de los cuales 63 por ciento irán a plantas generadoras y 37 por ciento a la industria nacional.

Además, establece tarifas de servicio de transporte de gas natural transparente, con costos reales; implica el desistimiento de las partes de cualquier acción legal y cuando las empresas no usen los gasoductos, podrán rentarlos a terceros y la CFE podrá tener ingreso de hasta 50 por ciento.

El mandatario aseguró que con el acuerdo, la CFE logró mejores tarifas que beneficiarán a los consumidores.

Permite no aumentar los precios de la energía eléctrica, expresó en Palacio Nacional.

El empresario Carlos Slim Helú explicó que este tipo de soluciones dan la pauta para seguir invirtiendo, por lo que agradeció la participación personal del presidente López Obrador para concretarlo.

Ahora hay que ver lo que viene y, sin duda, habrá que buscar hacer más inversiones y este tipo de solución creo que lo permite, reiteró.

Agregó que el contrato inicial contemplaba una renta creciente, por lo que ahora serán igual, por lo que permitirá que la CFE pague un importe total menor; también negó que hubiera existido una irregularidad.

Es falso lo de abusos, no hubo corrupción, enfatizó Slim Helú.

El presidente del Consejo Coordinador Empresarial, Carlos Salazar, dijo que quedan enormemente satisfechos y calificó este acuerdo como un día memorable, porque lo que refleja la voluntad de nuestro gobierno en darnos certeza, darnos certidumbre y sobre todo en ayudarnos a que México obtenga una ventaja competitiva básica.

Agregó que los acuerdos no tenían ilegalidad ni manto de corrupción y se podrá tener energía más barata que en Europa, Asia y América Latina.

En entrevista para El Heraldo Radio, Miriam Grunstein, experta del Baker Institute, afirmó que México salió bien librado de la negociación de los contratos de los gasoductos, pues se evitó un alto costo por los litigios y arbitrajes internacionales.

La CFE continúa renegociación con Fermaca.

ACUERDO. AMLO y Slim Helú cerraron conflicto de gasoductos. Foto: Especial

Respecto a que fueron abusos (los contratos anteriores). (Es) Totalmente falso, fueron proyectos en los que no hubo corrupción. En nuestro caso lo confirmo y lo firmo.

Carlos Slim Helú, presidente de Grupo CARSO

Por Francisco Nieto

edp

¿Te gustó este contenido?