A la nueva jefa de SAT no le gusta la factura instantánea; para nosotros está cancelada: banqueros

El programa de factura instantánea está “totalmente cancelado” para la banca, informó el presidente de la Asociación de Bancos de México, Luis Niño de Rivera

El SAT y la ABM anunciaron el programa de factura instantánea en noviembre pasado. Foto: Cuartoscuro

El programa de factura instantánea está totalmente cancelado para la banca, informó el presidente de la Asociación de Bancos de México (ABM), Luis Niño de Rivera

El líder de los banqueros explicó que entre los planes de Raquel Buenrostro, la nueva jefa del Servicio de Administración Tributaria (SAT), no se encuentra este programa. 

Buenrostro es la que no lo quiere (…) En su comparecencia, con Diputados, dijo que no le gustaba. Ella lo suspendió, dijo que en el SAT lo iban a estudiar, nosotros lo tenemos cancelado, no estamos trabajando en él, comentó Niño de Rivera. 

La decisión está en sus manos, agregó.

En conferencia de prensa, Niño de Rivera comentó que en sus planes no está retomarlo y dijo que no hay Plan B sobre éste tema.

Hace unas semanas, durante su comparecencia en la Cámara de Diputados, Buenrostro informó que analizaba la permanencia de la factura instantánea. Como lo publicó El Heraldo de México, el presidente de la ABM se reunirá con la jefa del SAT para analizar el tema en los próximos días.

No hemos tenido contacto con la nueva titular del SAT, pero tenemos interés en hacerlo.

Anunciaron programa en noviembre pasado

El SAT y la ABM anunciaron el programa de factura instantánea en noviembre pasado. De acuerdo con Niño de Rivera, éste fue una iniciativa de Margarita Ríos-Farjat, exjefa del SAT y fue visto como viable por los banqueros.

El objetivo era que el cliente obtuviera su comprobante fiscal al momento de realizar una compra con tarjetas de crédito y débito. 

En ese entonces, se anunció que en los primeros cuatro meses de este año, los bancos participantes actualizaran sus terminales punto de venta para operar. 

El programa generó incertidumbre entre los contribuyentes, porque se generó el mito que el SAT iba a fiscalizar con mayor fuerza las compras hechas vía plástico bancario, e incluso iba a imponer multas por discrepancia fiscal. 

Por Fernando Franco

kyog

¿Te gustó este contenido?



Escribe al menos una palabra.