LIMPIEZA DEL HOGAR

Dile adiós al moho: la poderosa planta para evitar la humedad en tu casa

Las paredes del hogar pueden estar expuestas a la aparición de estos microorganismos. El primer factor para su surgimiento es la humedad y el baño suele ser uno de los sitios que tiene esta característica.

ESTILO DE VIDA

·
Plantas para combatir la humedad en los rincones del hogar.Fuente: Pixabay.comCréditos: Especial

El moho es uno de los problemas domésticos más frecuentes. Su aparición puede deberse a la falta de limpieza, pero también a la acumulación de humedad. La importancia en erradicarlo reside en que puede causar reacciones alérgicas e irritaciones en la piel, los pulmones, la nariz, los ojos o la garganta.

Moho en la superficie de una pared. Fuente: Freepik.es

Dentro del hogar, uno de los sitios en donde suele aparecer este microorganismo es el cuarto de baño. La humedad inevitable de este rincón de la casa, nos obliga a ventilar frecuentemente la zona. Pero también sucede que no todas las construcciones contemplan este aspecto. 

Especie del género Begonia. Fuente: Pexels.com

Es por eso que, en el caso de no disponer de un sistema de ventilación, existe un recurso natural al que se puede acudir para prevenir la aparición de este tipo de hongo: las plantas. Estos ejemplares son ideales para absorber la humedad, mientras le dan color o vida al baño. 

 

Las begonias se adaptan a entornos húmedos

No cualquier planta está adaptada para sobrevivir en espacios húmedos. Una de las que crece en rincones con esta característica es la del género Begonia, que contempla cerca de 1500 especies. Dentro de todos estos tipos, las fasciculadas son las que necesitan mayor humedad para sobrevivir.

Begonia amarilla. Fuente: Freepik.es

Las flores de estas plantas son realmente coloridas y pueden ser blancas, rojas, rosas o combinadas. En cuanto a su origen y popularidad, proceden de las zonas tropicales de África, Asia y Sudamérica, por lo tanto se incluye dentro del grupo de los ejemplares tropicales. Esto quiere decir que requieren algo de sombra, un entorno de humedad y una temperatura que no sea inferior a 10° C.