FIESTAS PATRIAS

Fiestas Patrias: Errores que debes evitar al preparar pozole

La preparación del pozole continúa asociándose a fechas importantes o de celebración, como en el caso de la Independencia y la Revolución de México

ESTILO DE VIDA

·
La preparación del pozole es tradicional durante las fiestas patrias. Foto: Cuartoscuro

Con la llegada de septiembre es inevitable pensar en las Fiestas Patrias y las actividades tradicionales que se asocian a esta fecha. Una de las cosas que no puede faltar durante este día es la preparación de platillos mexicanos que representen nuestra cultura, como en el caso del pozole, alimento de origen prehispánico. Antes de la Conquista era consumido únicamente por nobles, gobernantes y guerreros combatientes. 

Actualmente, el pozole puede ser preparado por cualquier persona, aunque el platillo continúa asociándose a fechas importantes o de celebración, como en el caso de la Independencia y la Revolución de México. La preparación tradicional del pozole consiste en un caldo elaborado a base de granos de maíz cacahuazintle. El pozole fue creado por el pueblo mexica entre los años 1325 y 1521 bajo el nombre "tlacatlaolli" que significa "maíz desgranado de hombres" debido a que, según Fray Bernardino de Sahagún, se preparaba con la carne de los guerreros vencidos.

El pozole es un platillo de origen prehispánico. Foto: Cuartoscuro

Elementos característicos del pozole

La palabra "pozole" proviene del náhuatl "pozolli" que, a su vez, se deriva de las palabras “potzonalli” y “apotzontli”, que significan espuma o espumoso, la presentación que tiene el caldo al hervir. A pesar de que la preparación de este platillo varía, dependiendo de la región en la que se prepare, el maíz es uno de los elementos que no pueden faltar en el plato, así como la proteína animal, que puede ser res, pollo, cerdo y hasta mariscos. 

En la Ciudad de México, por ejemplo, el pozole suele tener como proteína carne roja o pollo y la presencia de elementos como lechuga y cebolla finamente picada, rodajas de rábano, limón y orégano. También se acompaña de tostadas con crema, queso y una salsa roja que se prepara con un poco de maíz y caldo, especial para este platillo. Sin embargo, en Guerrero se acompaña de chicharrón y aguacate, mientras que en Veracruz suelen usarse camarones como proteína. 

La preparación del pozole varía según el estado de la República. Foto: Pixabay

Errores que debes evitar

A pesar de lo popular que es, el pozole no es un platillo sencillo de elaborar, por lo que hay algunos errores que son muy frecuentes y que pueden marcar la diferencia, por lo que es necesario identificarlos para no cometerlos y obtener solo felicitaciones por parte de las personas que prueben tu preparación. Uno de los errores más significativos es no utilizar el caldo de la proteína para preparar el pozole, pues afecta no solo en el sabor sino también en la textura del platillo. 

No usar hierbas de olor también podría ser tu perdición. No olvides que las hojas de laurel y el orégano le dan al pozole ese característico sabor y aroma, por lo que no pueden faltar en tu preparación. Evita añadir líquido a cada momento y solo agrega 3/4 de agua, según la cacerola que decidas utilizar. Recuerda lavar correctamente el maíz cacahuazintle para evitar cualquier reclamo durante la comida. En el caso del pozole rojo o el verde, es muy importante conocer el punto exacto para el asado de los chiles, pues eso podría amargar el platillo.