Prisión vitalicia de asesino de Camila no nos la regresará, afirma su padre

La pequeña fue víctima de feminicidio el 31 de diciembre de 2018

La pequeña fue asesinada por su agresor durante el último día del 2018. Éste no saldrá de la cárcel jamás. FOTO: Especial

Camila tenía nueve años cuando su agresor abusó de ella y la asesinó en un domicilio ubicado en Valle de Chalco; a más de dos años de esto, Marciano, su agresor, fue sentenciado a prisión vitalicia.

Esa condena no nos va a regresar a nuestra pequeña

José Manuel.

José Manuel, padre de la pequeña, ofreció una entrevista para El Heraldo de México en la que indicó que está conforme con el castigo, pero éste no le devolverá a su hija, quien deseaba convertirse en médica.

José Manuel, padre de Camila. FOTO: Guillermo Domínguez.

Al menos vamos a tener más tranquilidad de que ese mal nacido ya no le va a hacer mal a otras familias.

José Manuel

Castigo ejemplar

Dijo que esta medida permitirá que los agresores piensen dos veces antes de realizar cualquier tipo de agresión en contra de los menores de edad y de las mujeres .

Al ver esto, los pedófilos lo vana pensar más.

José Manuel.
En esta casa se llevó a cabo el feminicidio. FOTO: Guillermo Domínguez.

Sobre la convocatoria al paro nacional Este nueve nadie se mueve, José aseguró que está de acuerdo, debido a que considera que se deben implementar acciones a favor del combate a la violencia de género.

Estamos de acuerdo porque las autoridades deben ser más benéficas con las víctimas

José Manuel.

¿Quién era Camila?

Camila deseaba estudiar medicina para ayudar a su mamá, quien padece asma. Su padre la define como una princesa que tenía toda la vida por delante.

Era una niña muy feliz y cariñosa.

José Manuel.

La pequeña estudiaba el cuarto grado de primaria y era la más pequeña de tres hermanos. Su cuerpo fue encontrado por José la madrugada la Noche Vieja del 2018, después de que la pequeña desapareciera de su casa.

Los vecinos rompieron la pared de la casa del agresor. FOTO: Guillermo Domínguez.

Ella me pidió permiso para ir a prender cohetes en la entrada de la casa y mi encendedor el 31 de diciembre, yo me metí a bañar, pero le dije que tuviera cuidado. Estaba con amiguito, así que la dejé ir.

José Manuel.

De acuerdo con el padre de Camila, el niño que la acompañaba fue llamado por su abuela, por lo que dejó la dejó en la puerta de la casa. Aproximadamente a las 19:00 horas del último día del 2018, al notar que la niña no se encontraba por ningún lado, él y sus vecinos procedieron a buscarla a través de las calles de la colonia, sin ningún resultado.

Ya a las dos de la mañana estábamos desesperados y nos habíamos dado cuenta de que no vimos en la búsqueda a un señor (Marciano) que vive aquí en la esquina y que unos dijeron que lo vieron viendo a mi hija de manera muy sospechosa.

José Manuel.

Según lo narrado por el señor, tocaron la puerta de la vivienda del sujeto en varias ocasiones, pero no hubo respuesta, así que decidieron patearla para intentar romper el candado que tenía puesto.

La pequeña fue sepultada el 2 de enero de 2019. FOTO: Guillermo Domínguez.

José explicó que fueron sus vecinos los que derribaron uno de los muros de la casa del que suponían era el culpable del rapto de la menor

Tiraron los tabiques y ahí identifiqué sus tenis. Entre corriendo a la casa y la abracé, yo pensé que nada más estaba inconsciente, que estaba viva.

José Manuel.

Marciano fue detenido el cuatro de enero del año pasado en el poblado de Tlacuilotepec, en Puebla, tras lo cual fue llevado al penal de Valle de Chalco, donde recibió la condena.

Por: Guillermo Domínguez

¿Te gustó este contenido?