Otorgan disculpa pública a bañistas en Playa del Carmen

La presidente municipal de Solidaridad pidió disculpas a la pareja que fue desalojada con violencia por parte de policías de la playa Mamitas

La pareja afectada dio una conferencia de prensa; piden que se respete el paso a las playas públicas. Foto: Especial

La presidente municipal de Solidaridad, Laura Beristain Navarrete, pidió públicamente disculpas a la pareja de residentes que fueron desalojados con violencia por parte de policías preventivos de la playa pública Mamitas.

Tras la agresión policiaca en el Mamita’s Beach Club, la Primera Autoridad Municipal se reunió con Azeneth Marín y Daniel Sánchez García, quienes mostraron a los medios de comunicación los moretones en sus brazos y muñecas que les dejó este incidente cuando fueron esposados, además que estuvieron retenidos en una celda por más de media hora.

Al respecto, Laura Beristain hizo un llamado a los concesionarios de la Zona Federal Marítimo Terrestre (Zofemat) al considerar inadmisible que abusen colocando camastros en los arenales impidiendo el paso público hacia el mar.

También señaló que el gerente de Mamita’s Beach Club incurrió en una grave irresponsabilidad al llamar al teléfono de emergencias 911 para pedir auxilio policiaco para retirar a dos ciudadanos de la playa.

Capacitarán a elementos policiacos

Anunció que procederán a la capacitación de los elementos policiacos, máxime a los adscritos a la Policía Turística, para que den un mejor trato a la ciudadanía, mientras que los dos elementos involucrados en este incidente enfrentan un proceso de baja administrativa.

Azeneth Marin, residete en Quintana Roo desde hace ocho años, originaria de la Ciudad de México, dijo que la mejor reparación del daño es que se respete la Constitución y los mexicanos puedan acceder libremente a las playas públicas.

Relató que una vez en la patrulla ambos fueron insultados por los policías. Nos gritaban déjalos son unos tercos por ser chilangos.

También, nos tomaron fotografías desde que nos bajaron de la patrulla, adentro de las instalaciones policiacas -dijo- me quitaron la ropa que era un traje de baño.

En todo el trayecto se burlaron de nosotros. Nos despojaron de nuestras pertenencias y ropas. Ya desnuda y me obligaron a hacer tres sentadillas, luego nos metieron a las celdas, estuvimos media hora y después nos pasaron con el juez, y más tarde nos dejaron ir.

Daniel Sánchez García indicó que los policías mintieron al decir que les aventaron arena y que fueron insultados, yo solo la estaba protegiendo, al final salieron con que era una llamada de atención y nos dejarían ir sin pagar fianza. Quedamos sin zapatos, con moretones en los brazos.

Solamente nos presentamos en Derechos Humanos y en Fiscalía para que quede un antecedente de lo que nos pasó, argumentó al insistir que: Solo queremos que se respete el acceso a las playas públicas.

Piden respetar el acceso a las playas públicas

Lo único que queremos es que los mexicanos y los turistas tengan derecho a acceder a las playas públicas, reiteró al señalar que no asistirán a la convocatoria pública para que este domingo se realice un pic nic de protesta por estos hechos, nos enteramos por redes sociales pero no estamos involucrados.

Todo esto paso porque llegamos a esa playa pública, dónde por la erosión se han reducido los arenales, y considerando que tenemos 20 metros desde la línea del mar, ahí nos pusimos y los de seguridad privada del Club de Playa nos pidieron que nos alejáramos porque no consumíamos nada. Ellos llamaron a la policía, que nos esposaron ilegalmente. Llegaron los policías y el gerente nos señaló; así sin más nos detuvieron, finalizó.

Por Mauricio Conde

kyog

Notas relacionadas

Hubo un error al cargar las notas.