Inicia plan anticrimen en frontera

Intercambian información para detectar a delincuentes clave en los límites entre México y EU

Foto: Especial
Foto: Especial

En un esfuerzo inédito, el gobierno de Tamaulipas arrancó el programa de colaboración Prosperidad y Seguridad–con siete agencias federales de Estados Unidos–, para combatir el tráfico de indocumentados, robo de combustibles, trasiego de drogas y de armas, entre otros delitos.

Esta campaña representa el esfuerzo binacional más grande en contra de grupos delictivos que operan en la frontera entre Tamaulipas y Texas.

Lo más relevante, dijo el gobernador Francisco García Cabeza de Vaca, es que se trata de la primera ocasión en que involucramos a la población, que es la más afectada y la que vive las consecuencias.

El mandatario explicó que Seguridad y Prosperidad tiene dos enfoques estratégicos: acción y participación comunitaria, ambos, mediante un sistema de cooperación binacional.

Para ello, se activó un número telefónico de denuncia anónima 001 880 863-9382 y de mensajería WhatsApp, 956-295-0887, en ambos países.

PROPÓSITO

García Cabeza de Vaca dijo que éste es el inicio de un sólo objetivo por mejorar la calidad de vida de las personas que viven en ambos lados de la frontera México-Estados Unidos. Lo más importante es generar la confianza entre las personas que se acerquen a colaborar y proporcionar información.

El comandante de la Fuerza Conjunta, Manuel Padilla Jr., expuso durante la conferencia de prensa conjunta que el crimen es uno de los problemas que existen en ambos lados, y sólo con coordinación y comunicados, como lo estamos emprendiendo hoy, ayudaremos a resolverlos.

Expuso que al compartir información y empoderar a las personas que viven y trabajan en Texas y Tamaulipas, nos aseguraremos de que los ciudadanos tengan voz y ésta sea escuchada, porque el objetivo final es ayudar a empoderar a nuestras comunidades, a que crean en sí mismas.

También señaló que con una visión de enfoque ciudadano y participación comunitaria, se construirá una cultura de quejas que pueda cambiar los resultados en la vida cotidiana de las familias que viven en ambos lados de la frontera.

OBSTÁCULO AL COMERCIO 

Es importante recordar que, en ambos lados de la frontera, las redes criminales atentan contra la seguridad pública. Esto es un obstáculo para el comercio, pues los pobladores y los posibles visitantes prefieren no emprender negocios en una región fronteriza insegura.

Explicaron que a partir de la seguridad pública se generarán condiciones para expandir comercio y turismo, así como las bases para un crecimiento económico continuo y el desarrollo regional.

POR MÓNICA GARCÍA-DURÁN

¿Te gustó este contenido?




Lo mejor del impreso
EstadosAutoridades afirman que no ha descendido
el número de turistas. FOTO: ARCHIVO/ CUARTOSCURO

El sargazo requiere 828 mdp