En Querétaro, laboran mucho; legislan poquito en Congreso

El Informe de Congresos Legislativos Estatales 2017 documentó que los congresos mexicanos sesionaron en pleno 47 veces más que los legisladores de Querétaro

En Querétaro, laboran mucho; legislan poquito en Congreso
Congreso de Querétaro. Foto: Cuartoscuro

QUERÉTARO. El de Querétaro es el único Congreso en el país que no tiene en su calendario periodos ordinarios de sesión o periodos de receso; todo el año es periodo de sesiones. pese a lo cual, son de los menos productivos de acuerdo con el informe legislativo 2017 que elabora el Instituto Mexicano para la Competitividad (Imco).

Con apenas 34 sesiones durante 2016, los legisladores queretanos encabezan la lista de menor productividad, de acuerdo con el índice del Imco, publicado en su portal imco.org.mx/competitividad/ informe-legislativo-2017/.

En julio pasado el Imco publicó el Informe de Congresos Legislativos Estatales 2017, documento en el que se observa que los congresos mexicanos sesionaron en pleno en 81 ocasiones; 47 veces más que los legisladores queretanos.

Incluso, según el texto, hubo legislaturas estatales que convocaron a sus integrantes para sesionar más de un centenar de veces al año, como ocurrió en el caso de los congresos de Chihuahua, Nuevo León, Tabasco, Durango, Tlaxcala, Zacatecas y Baja California Sur.

En esas 34 sesiones, los 25 diputados de Querétaro presentaron 144 iniciativas de ley. Mientras que el Ejecutivo estatal presentó 12 iniciativas, de las cuales le fueron aprobadas 11.

Durante dicho periodo no se registraron iniciativas ciudadanas y fueron aprobadas 10 reformas constitucionales. Otro rubro en el que destaca el Congreso queretano, indica el estudio, es que es uno de los cinco del país en los que hay más diputadas que diputados.

El informe del IMCO señala, también, que durante 2016, del total de congresos locales, 19 gastaron en conjunto mil millones de pesos adicionales a lo que originalmente presupuestaron.

Las legislaturas que gastaron más de lo que se aprobaron fueron Querétaro (65 por ciento), Hidalgo (57 por ciento), Puebla (31 por ciento), Tamaulipas (29 por ciento) y Guerrero (28 por ciento).

REFORMAS COSTOSAS

Además de la poca productividad que reportaron los legisladores locales, el comparativo entre el costo total del Poder Legislativo local respecto de las leyes y reformas aprobadas, da como resultado un congreso caro.

Si tomamos en cuenta que el Congreso de Querétaro ejerció el año pasado un presupuesto de 283 millones 206 mil 860 pesos y aprobó 144 iniciativas, resulta que cada iniciativa de ley o reforma constitucional aprobada por los legisladores queretanos tuvo un costo de un millón 966 mil 714 pesos, con 30 centavos.

A esto hay que sumar la inactividad que registran los legisladores este año, pues en el primer trimestre de 2017, los diputados locales acumularon 595 asuntos que se encuentran congelados en las 25 comisiones ordinarias.

De acuerdo con datos del informe trimestral correspondiente al periodo comprendido del 1 de abril al 30 de junio de 2017, de la dirección de Asuntos Legislativos y Jurídicos de la Legislatura, por cada asunto que los diputados logran sacar, hay cinco pendientes de revisar y dictaminar.

El informe incluye los asuntos dictaminados por los diputados en sus comisiones y aprobados en el pleno por los 25 legisladores, así como los que han sido turnados a las comisiones de trabajo y esperan ser dictaminados por sus integrantes.

Con los bolsillos llenos

A los diputados locales de Querétaro no le va mal en sus ingresos económicos.

De acuerdo con información del portal de transparencia del Congreso local (http://legislaturaqueretaro.gob.mx/transparencia-2/), los legisladores tienen ingresos totales al año por un millón 91 mil 937 pesos incluyendo dietas, remuneraciones, vacaciones y aguinaldo.

Según el portal, cada uno de los 25 diputados locales de Querétaro recibe mensualmente 47 mil pesos mensuales por concepto de dieta, 27 mil 736 mensuales por concepto de remuneración y 5 mil 735 pesos por dieta.

Es decir que mes a mes, cada uno de los diputados locales queretanos percibe 80 mil 471 pesos; lo que resulta en ingresos anuales por 965 mil 652 pesos.

A estos ingresos se deben sumar 104 mil pesos por concepto de 70 días de aguinaldo; según lo reveló en diciembre del año pasado el legislador local Eric Salas González, presidente de la Comisión de Hacienda de la 58 Legislatura local.

A ese ingreso se suma también el pago que reciben por 15 días de vacaciones que se les paga anualmente a todos los integrantes de los poderes del Estado y que suma, en el caso de los legisladores, 22 mil 285 pesos.

POR FERNANDO PANIAGUA

¿Te gustó este contenido?