Gonzalo Suárez: obsesionado con la conquista

El director español presentó el documental El Sueño de Malinche en el FICG

El cineasta comentó que fue difícil hacer la cinta. FOTO: Leslie Pérez
El cineasta comentó que fue difícil hacer la cinta. FOTO: Leslie Pérez

Dos aspectos llevaron a Gonzalo Suárez a obsesionarse con el tema de La Conquista Española en tierra azteca, al grado de que después de años de una exhaustiva investigación, hiciera un cortometraje de 40 minutos sobre el tema con puras ilustraciones. Material que estrenó en el Festival Internacional de Cine de Guadalajara.

El primer elemento que lo llevó a la obsesión fue el libro de Bernal Díaz del Castillo, Historia Verdadera de la Conquista de la Nueva España, en donde retrata el maravilloso lugar que encontraron al llegar a tierra firme.

Del Castillo fue un soldado de 84 años, que por cierto ahora ya le he alcanzado en edad, y es un testimonio noble de lo que pasó de la parte castellana y habla con tanta admiración de México; quedó deslumbrado al llegar aquí, fue como un gran sueño porque era una ciudad sobre el agua y la describe de tal manera que me llenó de emoción, dijo el cineasta español.

 

 

El otro elemento fue todo lo que encierra la figura de La Malinche, porque considera que es una mujer con una inteligencia tremenda. Ella llega hasta Cortés como tributo y se hace con un poder enorme: la palabra. Ella hablaba por boca de él, pero no sabemos qué decía realmente, agregó.

La investigación no la hizo sólo, su esposa Belén y Antonio Saura, el hijo de Carlos Saura, lo ayudaron porque fue demasiada información y hasta colecciones de códices tiene en casa. No pretendió hacer una historia fidedigna, lo considera más como una fábula, un cuento cruel para niños.

Otra particularidad del trabajo de Suárez es que es una obra ilustrada por Pablo Auladell, musicalizado por Luis Mendo y narrado por los actores Carmelo Gómez, Santiago Meléndez, Clara Sanchís, Pablo Guerrero y Ana Álvarez.

No sabía qué hacer con el material que tenía, llamé a los actores de uno a uno para que grabarán los textos que había escrito. Unos manipulados y otros originales de las obras, todos en castellano. Después pensé en hacer algo de teatro y usar máscaras, pero no me convencía. Hasta que encontré un libro de Pablo Auladell, recordó el director y escritor español.

Las ilustraciones le parecieron extraordinarias y sintió que era la clave para seguir adelante con su proyecto, en algún momento pensó en la animación, pero de inmediato desechó la idea por el costo y tiempo del trabajo. Pablo hizo grandes dibujos sobre los cuales, moví la cámara como si rodara, señaló.

Está consciente de que no es una obra comercial, la ve más para museos por su calidad y porque cada vez más personas entran a estos lugares. Me gusta recuperar la idea de que el público es el que viene a ver las obras.

El cineasta comentó que fue difícil hacer la cinta, pero no usaría mucho esa palabra porque cuando se está apasionado por su trabajo, nunca es difícil, he procurado hacer las cintas que me gustan, y algo que te gusta deja de ser trabajo.

500 AÑOS DE LA CONQUISTA NO FUERON SU INSPIRACIÓN

Suárez y compañía trabajaron en la investigación del documental por varios años y después de tener, el guion, las voces y las ilustraciones, decidió rodar, por lo que llamó coincidencia que el documental salga en el marco de los 500 años de La Conquista Española, ya que jamás fue su intención resaltar este acto.

En el 1951 inició sus estudios de Filosofía y Letras en Madrid. En 1958 llegó con su mujer a Barcelona, donde practicó el periodismo con el seudónimo de Martin Girard. Tiene dos hijos y es hermano del director de fotografía Carlos Suárez.

Por Patricia Villanueva

¿Te gustó este contenido?




Lo mejor del impreso
EscenaAlejandro Midi Ortega y Jorge Soto, quienes también forman parte del grupo, contaron que aunque cada vez hay mayor diversidad en la música, aún se puede vivir de ésta FOTO: Especial

Moenia, sin banderas