‘Frida Kahlo me enseñó a amar’

Ofelia Medina considera que su verdadero trabajo es apoyar a las comunidades indígenas

Tengo
grandes
sueños de
igualdad
y justicia.
De que
la tierra
vuelva a
florecer,
que
paren de
producir
la comida
chatarra
y tanta
basura”FOTO: ESPECIAL
Tengo grandes sueños de igualdad y justicia. De que la tierra vuelva a florecer, que paren de producir la comida chatarra y tanta basura”FOTO: ESPECIAL

Cuando era una niña, Ofelia Medina visitó por primera vez la casa de Frida Kahlo y desde entonces quedó impactada con su obra. No entendía bien el significado de las cosas por su juventud, pero de inmediato se emocionó, sintió que le tocaron el corazón.

Me enseñó a amar, cuando vi su pintura, reconocí todo el apoyo y bondad que emitía. Su casa estaba abierta a todos los pintores, artesanos, músicos e indígenas.

Amaba al pueblo, era una mujer que dio su vida por las causas sociales, no sólo es una figura importante en el arte, también tuvo una conexión con la gente, señaló la actriz de 69 años.

Esta empatía es lo que más aprendió de Frida y desde hace más de 30 años apoya a comunidades indígenas de distintas formas, a través de su Fideicomiso para la Salud de los Niños Indígenas de México para mejorar su calidad de vida. Para mí el escenario es como un premio, el trabajo es el que hago con esas comunidades, agregó.

La yucateca trabaja en varios estados, entre ellos, Chiapas con programas de salud y nutrición. Cada día nosotros ayudamos a más de mil personas que aparentemente no tienen nada, pero son felices. Por eso, lamentó que actualmente exista un terrible individualismo, donde la gente rica y famosa es más infeliz, tienen caras de angustia, una voracidad tremenda y nunca están satisfechos.

La admiración por la pintora va más allá de su labor altruista. En 1983 protagonizó la primera cinta de la artista Frida, naturaleza viva, la cual recorrió varios países y fue reconocida en el Festival de Venecia. Tiempo después hizo la obra de teatro Cada quien su Frida, una versión mucho más dramática y política de la vida de Kahlo. La cual presenta nuevamente este año como un espectáculo musical, y que narra la noche en la que la artista encuentra su propia muerte y echa relajo, para olvidarse de todo. Lucha contra su dolor, cantando y bebiendo.

Para este show buscó los temas que más le gustaban a la pareja de Diego Rivera, y que son interpretados por su amiga Concha Michel, una reconocida cantante de la época. Entre los temas están: La Tequilera, La llorona, El venadito, Por un amor y La cama de piedra.

Esta obra está basada en sus textos, y no son cosas que pongo en su boca, los saqué de sus cartas y diarios, ya que no sólo tienen confesiones íntimas, también hay comentarios políticos y sociales. Era una mujer preparada, leyó libros del Partido Comunista, a Karl Marx o Friedrich Engels. Así como escritos en alemán, inglés, francés y español, recordó.

Admira también su inteligencia, su fuerza para siempre sobreponerse de todo, su lucha contra las injusticias y consideró que Frida era un fenómeno, porque actualmente hay varias mujeres que luchan por la vida y causas sociales, pero genios como ella no se dan tan fácilmente.

Cada quien su Frida se presenta hoy en el Teatro Wilberto Cantón y será a beneficio del fideicomiso de Medina.

GUARDA ENERGÍAS

Medina recordó que se divirtió mucho en su juventud, pero ahora para cada presentación se cuida, busca guardar su energía para el escenario y la vida. Todos los días se ejercita, hace yoga y medita.

Por Patricia Villanueva 

¿Te gustó este contenido?




Lo mejor del impreso
Escena Los niños se mostraron entusiastas y ansiosos por emprender su viaje. Foto: Daniel Ojeda

¡Están listos para irse a Sudáfrica!