México debe adoptar tecnologías limpias para cumplir con objetivos ambientales: Secretaría de Economía

Las autoridades prevén que se cumpla con los acuerdos comerciales

México debe adoptar tecnologías limpias para cumplir con objetivos ambientales: Secretaría de Economía
MAYOR CONTROL. El país tenderá a buscar nuevas maneras de generar energéticos

Para lograr los objetivos en materia ambiental, que ha adquirido México en diversos tratados comerciales, debe fomentar la adopción de tecnologías limpias y asegurar un involucramiento de actores del sector público y privado, aseveró Luz María de la Mora, subsecretaria de Comercio Exterior.

En el marco de la presentación de “Low Carbon Business Action en México”, impulsado por la Unión Europea, de la Mora dijo que el cambio climático es uno de los principales problemas globales con los que está comprometido el país.

Odracir Barquera, director general de Planeación del Consejo Coordinador Empresarial, recordó que los apagones y los cortes de gas que se tuvieron la semana pasada en México y en Estados Unidos, dan cuenta de la importancia de trabajar para aminorar el impacto del cambio climático.

De la Mora detalló que el renovado Tratado de Libre Comercio entre México y la Unión Europea incorpora un capítulo sobre comercio exterior y desarrollo sostenible, con el cual refrenda el deber de nuestro país para que el comercio contribuya a resolver problemas ambientales globales.

 Barquera dijo que el Low Carbon Business Action es un programa indispensable para avanzar en una recuperación económica inclusiva y sostenible. Además, de que, invertir en desarrollo sostenible y equitativo no sólo es un imperativo ético, sino que también es un buen negocio.  

Jean-Pierre Bou, encargado de negocios de la Unión Europea en México, dijo que con el proyecto planteado buscan ampliar la cooperación entre tecnologías de bajo carbono y una economía circular entre empresas para alcanzar la firma de compromisos comerciales transatlánticos que les permitan cumplir con los compromisos acordados en el Acuerdo de París.

Por: Laura Quintero


Compartir