Haz tu denuncia aquí

Serel blinda a su equipo de trabajo

ECONOMÍA

·
Son pocas las empresas líderes en prevención que no solamente cuidan sus productos y procesos, sino que también aseguran el cuidado del activo más importante: su equipo de colaboradores. De hecho, certificaciones como la OHSAS 18001 permite establecer un ambiente que garantiza salud y seguridad. Pero la certificación Estándar OHSAS 18001 no la obtiene cualquier firma, se otorga a aquellas compañías que han pasado por el proceso de identificación de todos los posibles riesgos bajo los que se encuentra un trabajador, y los mecanismos para mitigarlos. Por ejemplo, en un almacén debe estar señalizado el espacio por el que transitará el montacargas y se debe obligar a los trabajadores a usar casco o guantes cuando sea necesario, por mencionar algunos aspectos. Y aunque no es una certificación de carácter obligatorio para operar, como sí lo es el Reglamento Federal de Seguridad, Medio Ambiente e Higiene de Trabajo de la Secretaria del Trabajo y Previsión Social (STPS), la OHSAS permite especificar los riesgos que tiene cada empresa, por ende ser personalizada y no general como la disposición de la STPS. “Además de normar todo lo relacionado a salud y seguridad, invita a las empresas a mantenerse en constante trabajo de identificación y control de riesgos que podrían vulnerar las operaciones de las mismas”, explican desde Serel, empresa que forma parte del Corporativo Kosmos, y cuenta con la certificación Estándar OHSAS 18001. Desde Serel, destacan que atender a lo establecido por esta certificación en sus operaciones, les permite reducir los incidentes durante la jornada laboral y disminuir los costos derivados de accidentes laborales, lo que genera entre los trabajadores la sensación de un entorno más seguro. Asimismo, sostienen que este tipo de certificaciones “garantiza un servicio de calidad y confianza a sus clientes”. Y más allá de brindar un ambiente propicio a sus empleados, la experiencia de Serel indica que también se logra una actitud productiva en los trabajadores. Por Ender Marcano